Las cajas de libros son un servicio que se puede tener bajo suscripción para que lleguen a domicilio cada mes recomendados del librero

Margarita Coneo Rincón - mconeo@larepublica.com.co

Las cajas de libros son planes que se pueden pagar con membresía o comprar una en forma de regalo, nacieron con el auge del formato de cajas bajo suscripción. Si bien este es un servicio nuevo en Colombia, ya hay algunas empresas que ofrecen una gran variedad de experiencias y que entregan en todo el país.

Entre las opciones nacionales están PrityBook, que también hace envíos a Panamá; Librox.box, que desde Medellín cuenta con envíos nacionales y otras ubicadas en Bogotá con envíos nacionales: Book Box Colombia, Magia Literaria 18, Macondo e Internauta Story Box.

LOS CONTRASTES

  • Vivían ArguelloFundadora de Book Box

    “Sin lugar a dudas, hemos visto un crecimiento en nuestros lectores. Toda esta situación relacionada con la pandemia, ha sido una oportunidad de reencontrarnos con los libros y la lectura”.

También hay cajas que tienen envíos internacionales y que llegan a todos los países, incluido Colombia, y es una gran opción para los libros que no se pueden conseguir acá o para enviar regalos con toques local. Books and Box es un servicio que desde España hace envíos internacionales e incluyen textos dependiendo los gustos de las personas; Angel Box es una empresa colombiana que hace envíos nacionales e internacionales a todo el continente para quienes les gustan los temas espirituales, y OwlCrate es un servicio de suscripción mensual que envía novelas nuevas para jóvenes y adultos por US$35,52 al mes.

Para los amantes de los cómics está ComicBoxer, que por US$23,68 entrega cajas de cómics y si de libros exclusivos se trata, The Bookworm Box entrega textos autografiados por US$47,37 al mes.

Experiencias literarias con detalles y asesorías en Macondo

“El cliente nos contacta, nosotros le damos toda la asesoría y funcionamos según el presupuesto que tenga, así nosotros le recomendamos un libro según su perfil, normalmente no son novedades. Llega la caja con una reseña especial de nosotros, un sobre de té o café premium, separador de diseño y una tarjeta”, explicó Tatiana Caballero, CEO de Macondo. Por la contingencia, no tienen envíos.

Librox.box, un proyecto familiar con cartas de los autores

Este proyecto, dirigido y fundado por Laura Díaz Muñoz, hace envíos nacionales de cajas que incluyen un libro y accesorios relacionados con el contenido del libro. “Cada mes es una temática distinta, los libros varían y todos son orginales. Todos los libros que enviamos ya los hemos leído antes y buscamos no mandar siempre novedades, sino libros de relevancia”, dijo Díaz. El precio es $83.000 con el envío.

Book Box, como una manera de incentivar la lectura

“Ofrecemos la posibilidad a cada lector de acceder a ejemplares originales sin tener que incurrir en un costo elevado. Incluimos detalles para complementar los espacios de lectura y cada suscriptor tiene un código único para referidos”, explicó Vivían Arguello, fundadora de Book Box. Además la experiencia es personalizada a los gustos de cada suscriptor y cuesta $55.000 mensual, incluido el envío de la caja.

Una caja con sorpresas, libros, novedades y tendencias

El proyecto Magia Literaria 18, dirigido por Luis Casallas, hace envíos a todo el país con cajas que mes a mes tienen un tema diferente. La caja incluye una vela literaria que tiene olores especiales para cada libro dependiendo el tema que este tenga y se pueden solicitar los kits de vela con jabón, tarjeta o comprar las velas de manera individual. La caja incluye una novedad, un libro de tiempo y uno sorpresa.

InternautasStoryBox, una caja llena de detalles literarios

Esta caja si bien no envía libros como tal, si envía una serie de artículos relacionados con diferentes títulos. “Queremos sobre todo ampliar la experiencia literaria de las personas, pues como lectores somos compradores compulsivos de libros, pero los objetos relacionados con los libros que nos gustan son difíciles de conseguir y nosotros suplimos esa necesidad”, dijo Mariajose García, creativa en la empresa.