Davivienda logró utilidades por $1,4 billones en 2018 y aumentó su participación en el mercado a 14,9%

Heidy Monterrosa - hmonterrosa@larepublica.com.co

La innovación y la tecnología han permitido que los servicios financieros expandan su presencia y lleguen a lugares apartados de las grandes ciudades. Efraín Forero, presidente de Davivienda, considera que el país está en capacidad de aumentar la inclusión financiera y de reducir el uso de efectivo, por lo que le contó a LR los avances del banco en este tipo de desarrollos.

El año pasado lograron utilidades por $1,4 billones, tuvieron un crecimiento de cartera de 11% y su participación en el mercado aumentó a 14,9%. ¿Cómo lo lograron?

Esto viene de atrás, del interés que tenemos en ser un jugador centrado en el servicio de la banca personal y de empresas. Ahora nuestro foco es el proceso de transformación digital del banco, para el que estamos haciendo inversiones importantes. El año pasado logramos avanzar en cuentas y en créditos inmediatos.

LOS CONTRASTES

  • Edwin ZacipaDirector de Colombia Fintech

    “Con el desarrollo de fintech se va a lograr aumentar la inclusión financiera, dado que cada vez hay más proyectos que promueven el acceso y el uso del sistema”.

¿De cuánto es la participación en productos totalmente digitales actualmente?

Siete de cada 10 clientes están utilizando los canales digitales y cerca de 25% del total de las transacciones son completamente digitales. Ya tenemos al aire todo lo que es libranza, sacamos tarjeta de crédito la semana pasada y lo próximo en salir son vehículos e hipotecas. Este esfuerzo no es solamente en la banca personal, también lo estamos haciendo en todo lo que tiene que ver con nuestro relacionamiento, principalmente con las Pyme. Aspiramos a que en este primer semestre podamos lanzar la plataforma en que las Pyme puedan pedir productos y tener acceso a toda la información de su negocio y del sector. También este año, en el proceso de transformación, estaremos haciendo los primeros avances para los clientes de los fondos de inversiones o de corredores, para que tengan la posibilidad de administrar sus productos. Lo que queremos es que todos tengan acceso desde el móvil.

Si todos los servicios se prestan de esa manera, ¿dejarán de existir las oficinas?

El sector financiero en todo el mundo viene en un proceso de transformación muy acelerado. Los bancos seguiremos teniendo oficinas, pero ya no para transacciones, sino para relacionamiento. Por eso tenemos que seguir manteniendo nuestra especialidad, que es el manejo del riesgo y la confianza de nuestros clientes.

¿Cómo se podrá llegar a este nivel de servicios en un mercado como el colombiano, en el que el uso del afectivo es de cerca de 90% y hay zonas donde el sistema no tiene presencia?

Yo soy convencido, y lo he conversado con MinTIC y con MinHacienda, de que en estos cuatro años podemos subir la inclusión financiera en el país a no menos de 96%. Ningún colombiano que tenga una cédula o una identidad y un celular puede ser excluido de tener una cuenta bancaria. Varios bancos colombianos podemos abrirles una a la persona esté donde esté. El gran desafío es la dependencia tan grande que tenemos en el efectivo. Si logramos darle mucho mayor impulso al dinero virtual vamos a poder llegarles a todas esas personas que están en zonas alejadas, si logramos que en la tienda que le queda cerca le reciban estos pagos digitales. Por lo que hemos visto en otros países y con la tecnología actual, tenemos que dar ese gran salto.