Finanzas Personales

Cómo hacer uso de sus cesantías


En qué gastar su dinero de las cesantías y cómo elegir el fondo de su preferencia, entre los temas que trae este primer especial del año

Las administradoras de cesantías en Colombiana (Colfondos, Porvenir, Protección, y Skandia) registraron el más alto pico de afiliados en 2019 y el cual fue de 7,9 millones.

Ximena González - xgonzalez@larepublica.com.co

Según información de la Asociación Colombiana de Administradoras de Fondos de Pensiones y de Cesantías (Asofondos), gremio que agrupa a las administradoras Colfondos, Porvenir, Protección, y Skandia, los trabajadores destinaron $5,9 billones en cesantías durante 2019, principalmente, en fines asociados con desvinculación laboral y vivienda, seguidos por la educación. En cambio, en 2018, el uso de los recursos de esta prestación social llegó a $5,5 billones.

En ese sentido, del monto retirado el año pasado, $3,1 billones fueron usados por los trabajadores para vivienda, esto es, compra, liberación de deuda, y mejoras locativas.

La segunda razón para reclamar las cesantías fue la pérdida del empleo, pues se utilizaron $2 billones. En 2018, el dinero retirado por este motivo fue de $1,84 billones.

“Solo por concepto de terminación de contrato, vemos que los trabajadores usaron $2 billones, una cuantía importante que refrenda el relevante rol que cumplen las cesantías para proteger al trabajador frente a contingencias como la desvinculación laboral”, señaló Santiago Montenegro Trujillo, presidente de Asofondos, quien a la vez destacó que es clave conservar los recursos de esta prestación social como un ahorro del trabajador para coyunturas de desempleo, en línea con la naturaleza con la que se creó este mecanismo.

Por otro lado, para efectos de educación superior, el monto destinado el año pasado fue de $600.000 millones. Mientras que durante el 2018, esta cifra llegó a $540.000 millones.

Para este rubro, es importante recordar que el año pasado, el presidente Iván Duque, presentó el Decreto 1562 de 2019, que permite que los trabajadores retiren las cesantías para financiar la educación superior de sus hijos y dependientes a través de las modalidades de ahorro programado y seguro educativo.

Con la primera de estas herramientas se podría construir anticipadamente un capital para el gasto futuro en educación superior, mientras que con la segunda, mediante el pago de una prima, se podría obtener una cobertura financiera a futuro para el mismo propósito.

Parte de los retiros
“Del total de retiros asociados a las cesantías durante 2019 en Protección, 31% fue por concepto de terminación de contrato. En el caso de vivienda, la compra representó cerca del 20% de los retiros y la remodelación de vivienda 30%. Finalmente, para el pago de educación, el porcentaje de retiros correspondió a 9%”, señaló Sebastián Restrepo, vicepresidente de experiencia de clientes Protección, quien además destacó que, en cesantías, la compañía cuenta con cerca de 2,8 millones de ahorradores.

Por su parte, Andrés Vásquez, vicepresidente comercial de Porvenir indicó que, “el total de retiros de cesantías de los afiliados a Porvenir fue de $2,9 billones, siendo la compra de vivienda la que se llevó el mayor porcentaje 37%, seguido por terminación de contrato 35%”.

LOS CONTRASTES

  • Sebastián RestrepoVicepresidente Experiencia de Clientes de Protección

    “Del total de retiros de cesantías durante el 2019, cerca del 35% fue realizado por clientes de Protección”.

  • María Cristina Londoño JuanPresidenta del Fondo Nacional del Ahorro

    “Para este año una de las metas que tenemos es llegar a un recaudo en cesantías de más de $2,4 billones”.