La directora del Icfes explicó que entre el 14 y 15 de noviembre se realizarán las pruebas saber pro de manera virtual

Ana María Sánchez - amsanchez@larepublica.com.co

La pandemia acercó a la virtualidad a casi todos los sectores de la economía y la educación no fue la excepción. Tras varios intentos de que se presentaran las pruebas que realiza el Icfes, este fin de semana se hizo por primera vez, la prueba Saber T y T de manera virtual.

Mónica Londoño, directora de la entidad, dijo en entrevista con LR que el presupuesto para hacerlas fue casi el mismo, e incluso menor.

¿Cuáles fueron los retos de hacer las pruebas T y T y cuántos jóvenes participaron?
Fue un gran reto porque nosotros no controlamos lo que está pasando con los estudiantes en casa, sin embargo, es un éxito porque logramos que 72.000 estudiantes tomaran la decisión de hacerlo electrónicamente, porque es mucho más demandante hacerlo así.

¿Qué hicieron con los estudiantes que no tienen acceso a herramientas digitales?
Para el 1 de agosto teníamos citadas a 27.000 personas para que hicieran la prueba en físico, y nosotros les proveíamos todas las herramientas digitales, sin embargo, se canceló por el pico de la pandemia y a esas personas se les ofreció realizar la prueba el 14 y 15 de noviembre. No obstante, se les dio una nueva oportunidad de conseguir un computador y conectividad y del total, 8.000 personas sí realizaron la prueba este fin de semana, es decir, que finalmente quedaron 19.000 personas que deberán presentar la prueba en noviembre.

¿Se detectó fraude mientras realizaban las pruebas?
Sí, tenemos un registro de 550 estudiantes a los que se les anuló la prueba durante este fin de semana.

¿Se tuvo que aumentar el presupuesto para hacer las pruebas virtuales?
El Instituto tiene un presupuesto asignado para hacerlas en papel y lápiz. Nosotros utilizamos exactamente el mismo presupuesto para hacerlo virtualmente. Incluso resulta un poco más económico que presencial, porque de esa manera tiene unos costos adicionales.

LOS CONTRASTES

  • Carlos Roberto PeñaDirector de Sapiens Research Group

    “Con los resultados del Icfes se puede conocer cómo vamos y en qué se ha avanzado o no. El reto ahora es que los de calendario B este año lo presenten”.

¿Con esto se dieron cuenta de que pueden realizar el resto de pruebas virtualmente?
Sí, esto es, de hecho, algo en lo que ya venía trabajando el Icfes hace tiempo, la diferencia de estas pruebas es el gran tamaño que lo presentan y que son en casa, porque normalmente cuando son electrónicas pero en sitio, nosotros controlamos y vigilamos. En este caso nosotros no controlamos, lo que hace que sea un proceso más difícil. No todas son aptas para hacerlas electrónicamente, cuando se pueda vamos a realizar las pruebas con todos los lineamientos de salud y seguridad.

¿Se tiene fecha para las pruebas Saber Pro y Saber 11?
Sí, las pruebas Saber Pro las tenemos para el 14 y 15 de noviembre, de esas esperamos tenerlas en versión electrónica en casa. Y, para las pruebas Saber 11 la idea es que se hagan este año. Estamos trabajando con el Ministerio de Educación y las secretarías de Educación para que puedan realizarse. No van a ser en el mismo momento que siempre se ha dado, va a ser más hacia finales del año, presenciales, siempre que las condiciones lo permitan.

¿Esperan que esta virtualidad trascienda más allá de la crisis?
Sí, esto nos abre las puertas a que tengamos más pruebas electrónicas, sin embargo, no lo vemos como un sustituto completo. Lo que queremos es que haya un línea de evaluación virtual para ciertas pruebas que podemos seguir mejorando.

¿Cuántas personas faltan por presentar las pruebas Saber 11?
En total son 725.000 personas las que falta por hacer la prueba Saber 11 este año.