Analistas

F-AIR Colombia 2019

GUARDAR

Juan Carlos Zuleta Acevedo - juanzule@yahoo.com

La semana pasada se llevó a cabo la IX versión de la F-AIR Colombia en el aeropuerto de Rionegro (Antioquia). Esta feria se ha posicionado en la región como un referente muy importante del sector aeronáutico, convirtiéndose no sólo en una gran oportunidad para generar relaciones comerciales y de negocios, presentar avances y actualizaciones en el área civil y de defensa, sino también como un lugar de encuentro obligado para todos aquellos amantes y “gomosos” de los aparatos voladores, ya sean aviones, helicópteros, ultralivianos o drones.

Con el paso del tiempo, esta exhibición ha venido agregando valor a nivel nacional y regional en diferentes ámbitos. En primer lugar, ha contribuido al desarrollo de la industria aeronáutica y al fortalecimiento de los estándares de seguridad y aeroportuarios del país. También ha servido para establecer alianzas estratégicas entre el sector público y el privado, favoreciendo las relaciones empresariales y generando vínculos de apoyo y respaldo gubernamental. El turismo también se ha potenciado ya que, según la organización, en esta oportunidad hubo más de 60.000 asistentes a la muestra comercial, a la exposición de aeronaves y a los shows aéreos, sin contar a los espectadores que vibraron con los diferentes espectáculos desde las fincas y terrenos aledaños al aeropuerto.

Además, esta edición tuvo un componente muy especial: la celebración de los 100 años de la Fuerza Aérea Colombiana. Según la reseña histórica, la Primera Guerra Mundial dejó importantes avances en la aviación militar y esto no pasó desapercibido en Colombia. Fue el presidente Marco Fidel Suárez quien creó la FAC con la Ley 126 de 1919 y envió una misión militar aérea a Francia, donde también se adquirieron las primeras aeronaves militares. A partir de ese momento, los conflictos armados internos y externos se volvieron determinantes para la evolución de los requerimientos estratégicos y operacionales la FAC.

El presidente Duque reconoció en su discurso la labor realizada por la Fuerza Aérea durante las últimas décadas en la lucha contra los carteles del narcotráfico, haciendo presencia en los lugares más apartados del territorio, y en el cuidado del medio ambiente, protegiendo y vigilando los parques nacionales. También destacó el acompañamiento de varios países con los que se han reafirmado lazos de cooperación en temas como el entrenamiento y la formación aeronáutica.

El momento más esperado por los visitantes fue la presentación de los Thunderbirds, el escuadrón acrobático de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos, conformado por aviones de combate F-16. Toda una demostración de disciplina, elegancia, entrenamiento, precisión y coordinación a altísimas velocidades que, con el rugir de las turbinas, hizo enloquecer al público con cada una de sus acrobacias. Espectaculares fotos y videos quedarán para el recuerdo.

Toda mi admiración y agradecimiento a los héroes de la Fuerza Aérea Colombiana y muchas felicitaciones por su centenario.

Más columnas de este autor
LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.

GUARDAR
MÁS LR

Agregue a sus temas de interés

MÁS LR

Agregue a sus temas de interés