Empresa barranquillera espera crecer por lo menos 10% en 2019

Sebastián Montes - smontes@larepublica.com.co

Buscando incentivar la exportación y brindar mayor competitividad a la producción local de vidrio flotado, la compañía barranquillera Tecnoglass firmó un acuerdo con Vidrio Andino, subsidiaria de la empresa francesa Saint-Gobain en Colombia, para la compra de 25% de la participación de sus operaciones.

El COO de Tecnoglass, Christian Daes, habló con LR acerca del acuerdo, que no solo incluye la construcción de una nueva planta en Galapa, municipio del Atlántico, sino que permitirá ampliar la capacidad de producción de vidrio en 750 toneladas diarias, lo que doblará la producción actual de Vidrio Andino, gracias a la inclusión de los últimos desarrollos tecnológicos ideados por Saint-Gobain. El empresario también destacó que el proyecto generará 200 empleos directos y 500 indirectos al entrar en funcionamiento.

¿Cuándo estaría lista la nueva planta con Vidrio Andino?

La segunda planta estaría funcionando en 2021 con una inversión de $500.000 millones y permitiría que Vidrio Andino pueda suplir no solo el cristal incoloro, que es lo único que alcanza hoy, sino que supliría las necesidades del país en vidrio gris, bronce, verde y azul, lo cual traerá enormes ahorros en importaciones al tener la oportunidad de poder hacer estos productos localmente.

¿Cómo funcionará la asociación con Tecnoglass?

Vamos a tener inicialmente 25% de la sociedad. No solamente en la planta que tienen acá en Bogotá, sino en la nueva planta de Galapa, ya que esta es una alianza donde nos complementamos.

¿Cuáles son los principales beneficios?

Tener una planta a 16 kilómetros de Tecnoglass nos da confiabilidad en el suministro, rebaja en costos de transporte que pueden ser hasta de 25% en el precio del vidrio. Aparte de eso, va a producir tamaño de láminas jumper, lo cual trae menos desperdicio en el corte, mejor aprovechamiento y aparte de eso trae una rebaja en la reposición en la producción. Los beneficios son tantos que es un negocio que no podíamos dejar pasar.

Además, el acuerdo aportará entre US$6 millones y US$7 millones al Ebitda anual inicialmente y cuando tengamos la segunda plantase espera que el Ebitda pueda subir a cerca de US$15 millones adicionales al año.

¿Cuánto duraron las negociaciones y por cuánto se firmó el acuerdo?

Inicialmente US$45 millones que involucran US$34 millones en efectivo y un lote de US$11 millones, donde estará la planta, una de la más modernas y grandes en Suramérica. Llevamos dos años estructurando bien el negocio, porque esta es en parte una integración vertical, a pesar de que somos minoritarios en el negocio del cristal flotado.

¿Cómo se llevará a cabo el proceso de financiación desde Tecnoglass para su participación en Vidrio Andino? ¿Cómo quedan en apalancamiento?

Además del lote de US$11 millones hay unos préstamos bancarios por US$34 millones en línea de créditos, así como otras ofertas de financiamiento e inversión directa, pero no hemos pensado en eso todavía. Tenemos 90 días para hacer el pago, y ya tenemos todo solucionado. No vamos a quedar estresados ni por caja ni endeudamiento.

LOS CONTRASTES

  • Xavier PinotDirector General de Vidrio Andino

    “Esta planta va a ser muy similar a la de Soacha, pero tendrá más capacidad de producción e incluirá los últimos desarrollos tecnológicos del grupo Saint-Gobain”.

Los mayores ingresos vienen de la operación en EE.UU. Con este negocio, ¿esperan que se mantenga esta condición?

Estamos apostando muy fuerte por el mercado americano, porque este requiere un tipo de producto como el nuestro, que es de diseño y mucha ingeniería. Obviamente queremos vender en todos los mercados posibles y seguimos haciendo esfuerzos por vender en Europa y otros países, pero queremos seguir creciendo en el mercado americano porque tenemos los productos, la ingeniería, el know-how y las instalaciones.

Además, el mercado americano es muy grande, pues compra US$35.000 millones al año y nosotros solo vendemos cerca de US$370 millones, entonces hay mucho espacio para crecer.

¿Cuáles son las perspectivas para 2019? ¿Cómo les va en el Nasdaq?

Queremos crecer 20% o 10% como mínimo, y lo vemos viable. Vamos a sacar en los próximos 30 días cual va a ser nuestra proyección de 2019. En el Nasdaq ha sido difícil darnos a conocer, no es fácil como compañía colombiana estar cotizando en el mercado americano, donde hay que dar a conocer la acción, para que surja, pero vamos en el camino correcto. En la BVC la historia es diferente porque tiene muy poco movimiento y las que se transan son muy limitadas, así que vemos más futuro en el Nasdaq.

Hay más inversiones en innovación

Respecto a nuevas inversiones en innovación y modernización de la planta actual en Barranquilla Daes explicó que la empresa está desarrollando un proyecto para mejorar la eficiencia en la fabricación de vidrio laminado y termoacústico. Acá señaló que la idea es ”robotizar muchos procesos para mejorar la productividad y eficiencia y en meses tendremos andando la primera fase, donde estamos invirtiendo inicialmente entre US$9 millones y US$10 millones”.