Para ambos municipios el Ministerio ordenó aislamiento con restricciones de movilidad y control de la frontera municipal

Ana María Sánchez - amsanchez@larepublica.com.co

El Ministerio del Interior, bajo la dirección de Alicia Arango, ordenó medidas especiales en materia sanitaria y de orden público en Quibdó (Chocó) y en Ciénaga (Magdalena), que estarán vigentes hasta el próximo 21 de julio de 2020. Esto, con el objetivo de mitigar el aumento exponencial de Covid-19 en las zonas.

Para ambos municipios el Ministerio ordenó el aislamiento preventivo obligatorio con restricciones de movilidad, control de frontera municipal, cercos epidemiológicos en zonas de alto contagio, con excepción de actividades de abastecimiento de alimentos, medicamentos, atención en salud, socorro, aseo, servicios bancarios entre otros.

Así mismo, para mitigar el contagio se decretará toques de queda los fines de semana y durante las noches en los días de semana, con excepciones estrictamente necesarias. Además, se prohibirá la venta y consumo de alcohol.

No obstante, para que dichas medidas tengan cumplimiento el Gobierno pidió a las autoridades locales cubrir las necesidades sociales de la población dentro de los cercos epidemiológicos que se definan. De igual forma, deberán realizar esquemas alternativos de aislamiento para personas contagiadas y personas de alto riesgo de contagio, que no tengan posibilidades de aislamiento efectivo en su domicilio.

Así mismo, se pidió aumentar las compañas de educación para la comunidad sobre distanciamiento físico, uso correcto del tapabocas, lavado de manos, higiene respiratoria y evitar aglomeraciones.