.
EDITORIAL Un Pacto por la Transparencia
miércoles, 21 de junio de 2017
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Un pacto por la transparencia es un gran gesto de compromiso con las reglas claras y el juego limpio para cambiar la cultura de la corrupción

Editorial

El peor flagelo para la economía y uno de los mayores problemas a resolver por la institucionalidad es la corrupción. Esto se desprende de las opiniones de los colombianos, en todos los sondeos y encuestas, en las que el asunto mayúsculo sigue siendo uno de los temas de mayor preocupación y causa de casi todos los males del país político, social o económico. En términos de Transparencia Internacional, la percepción de la corrupción el año pasado sitúa a nuestro país como uno de los de mayor índice a nivel global. Colombia tiene un puntaje de 37 unidades y se ubica en la posición 90 sobre 176, manteniendo la misma puntuación desde 2014, cuando subió un punto comparado al año 2013. Y si a esto se le suman las últimas denuncias internacionales, con coletazos en empresas privados y públicas nacionales, este será otro año de fuertes retrocesos.

Para mejorar en los índices internacionales y desvanecer la percepción generalizada y casi cultura local de que somos un país capturado por la corrupción, todas las instituciones deben tener mayores accesos a la información sobre el gasto público, normas más fuertes de la integridad de los funcionarios públicos, sistemas judiciales independientes y libertad de prensa que pueda denunciar las irregularidades, pero como medio de comunicación especializado en temas económicos no podemos quedarnos en el papel de denunciantes perpetuos de corruptos y de actos en contra del bien público que tanto nos denigran; debemos ir un paso más adelante y aliarnos con las instituciones de vigilancia y control constitucional para avanzar en pactos de compromiso que involucren a empresas públicas y privadas en un Pacto por la Transparencia con mayúsculas, que vaya más allá de dar una declaración pasajera y logremos un verdadero compromiso histórico que haga escuela y marque generaciones.

La historia de Colombia no puede seguir contándose desde las bombas, las crisis y los actos de corrupción, el país político, social y económico debe cambiar de agenda, adquirir compromisos superiores de no seguir discutiendo sobre los mismos problemas. Curiosamente, el año pasado fue un buen año para la lucha contra la corrupción a partir de los descubrimientos de los documentos de Panamá en abril hasta el caso de Odebrecht en Brasil en diciembre. No se trata de pasar olímpicamente la página de casos como Interbolsa, Estraval, Odebrecht, MarketMedios o Inassa, buscamos adquirir un compromiso de cara a la opinión pública, entre gobernantes de primera línea, instituciones de control y los gremios más importantes, para ir cambiando a partir de puntos sustanciales que mejorarán las prácticas económicas y la manera de hacer política o de contratar con el Estado en lo local, regional y nacional.

Cambiar el chip social de la corrupción requiere acciones agresivas e independientes de intereses políticos inmediatistas, para combatirla debemos aportar y dar pasos en ese sentido, por eso hemos querido con esta iniciativa de un medio de comunicación que ha sido testigo durante seis décadas del devenir económico del país, reunir a los gremios, a la Alcaldía Mayor, a la Procuraduría y Contraloría en este Pacto que debe ser la piedra angular de un compromiso con el país que trascienda las campañas políticas que se avecinan y que se apoderarán de la palabra transparencia para sus campañas.

MÁS DE EDITORIAL

Editorial 23/09/2021 Las cosas que marchitan el sistema pensional

Los fondos privados pueden quejarse de que no hay muchas condiciones para competirle a Colpensiones luego de que el Gobierno apoyara cambiar de regímenes en el presupuesto de 2022

Editorial 22/09/2021 Los vasos comunicantes de Evergrande

China debe evitar que su segundo promotor inmobiliario se convierta en un nuevo Lehman Brothers y que una crisis financiera de escala global se sume a los coletazos de la pandemia

Editorial 21/09/2021 El imperativo de atraer inversión extranjera directa

Todo rally presidencial en el exterior debe medirse por su efectividad para atraer inversión extranjera, que de lograrse, daría el empujón que necesita la generación de empleo

MÁS EDITORIAL