.
ANALISTAS ¿TLC con China?
viernes, 7 de septiembre de 2012
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Desde hace unos meses se viene hablando por parte de altos funcionarios del Gobierno Nacional de la intención de auscultar la posibilidad de suscribir un acuerdo de libre comercio con China.

Por supuesto que es deseable para nosotros conquistar parte del mercado del país más poblado del mundo; sin embargo, antes de embarcarnos en semejante desafío, es bueno revisar con que contamos y con que cuenta nuestro competidor de grandes ligas.

China aunque puede ofrecer un mercado inmenso para nuestros productos, es de lejos, mucho más competitivo que nuestro país. Tiene un PIB, a 2011 de U$11 billones, casi 23 veces el PIB de Colombia. Mientras que el salario mínimo mensual colombiano es de aproximadamente U$300, el de China es de U$240 en promedio (según artículo publicado en Reuters), su sistema de protección laboral es muy deficiente, lo que entre otros aspectos se traduce en una mano de obra barata. En dicho país no existe una política exigente en materia de impedir la degradación de los sueldos, la desertización, la contaminación de las fuentes hídricas, la emisión de gases invernaderos. Lo que sí es un hecho es que el país asiático tiene un aparato industrial gigante y en continuo desarrollo, una infraestructura moderna en vías que, conduce a inmensas puertos y, una moneda depreciada artificialmente que favorece sus exportaciones. Aspectos todos que le darán una ventaja clara sobre los costos de producción de nuestros productos. La firma de un TLC con China no puede legalizar a gran escala lo que hoy es contrabando. China nos compra hoy plásticos, hidrocarburos, minerales, como hierros y otros, café, flores, azúcar y dulces, algunas frutas, cartones y pulpa de papel, productos que los seguirían comprando aún, sin Tratado de Libre Comercio. China le podría vender a Colombia y seguramente ya lo hace en alguna escala, teléfonos celulares, máquinas automáticas para procesamientos de datos, portátiles y iPads, televisores de cristal líquido, neumáticos para autobuses y camiones, hornos microondas y eléctricos, aparatos de grabación o reproducción de imagen y sonido, aparatos receptores de radiodifusión.

China tiene tratados de libre comercio con Chile y Perú que favorecen a éstos que, exportan entre otros productos: cobre, sus concentrados y sus manufacturas en grandes cantidades, maderas y pulpa pasta química de las mismas, pescado y harina de pescado, salmones, melones, uvas y vinos, aluminios desde Perú.

Costa Rica que tiene una balanza deficitaria con China exporta a este país circuitos integrados y micro estructuras electrónicas, pieles, plásticos y sus manufacturas, verduras, frutas, frutos secos, alimentos preparados, maderas y artículos de madera, carbón vegetal, cobre y sus manufacturas, aluminio y sus manufacturas.

Como podemos observar muchos de los productos que exportan estos 3 países latinoamericanos nosotros no los producimos en grandes cantidades, especialmente el cobre y sus manufacturas, aluminio, hierro, salmones, pescados, vinos, melones; sin embargo hay otros en que podríamos incrementar la producción como con las maderas y los alimentos.

Habría que hacer salvaguardas especiales en el sector de los textiles, y marroquinerías, en lo que los chinos nos llevan amplia ventaja.

A pesar de que no deja de ser atractiva, embarcarnos a hacer un estudio profundo de los pro y los contras de firmar un TLC con China, este obedece a un estudio cuidadoso en el que es fundamental la participación de los empresarios, industriales y el sector que representa el campo colombiano y, por supuesto el Gobierno  Nacional debe acelerar la ejecución de las obras que comuniquen al país con sus puertos, en especial las vías hacia la altillanura que será la nueva despensa agrícola y pecuaria de Colombia.