Lo sucederá la secretaria de Justicia, Wanda Vázquez, de 59 años.

Reuters

La gente bailó en las calles de la ciudad vieja de San Juan después de que el gobernador de Puerto Rico, Ricardo Rosselló, anunció la noche del miércoles que renunciaría a raíz de mensajes de chat ofensivos que provocaron protestas masivas en la isla caribeña.

Tras 12 días de manifestaciones, Rosselló dijo que dimitiría el 2 de agosto, luego de que sus promesas de no buscar la reelección y renunciar a la dirección de su partido no satisficieron a sus detractores. Lo sucederá la secretaria de Justicia, Wanda Vázquez, de 59 años.

“Hoy siento que continuar en esta posición representa una dificultad para que el éxito alcanzado perdure”, dijo Rosselló, enumerando los logros en el cargo que abarcaban desde crear nuevas industrias hasta promover la igualdad salarial para las mujeres.

Repleta de manifestantes que aguardaban el anuncio, la histórica Ciudad Vieja de San Juan estalló de alegría cuando se supo que Rosselló, cuyo gobierno había estado asediado por acusaciones de corrupción, había renunciado.