.
HACIENDA ¿Cuánto litio tiene Afganistán? La victoria de los talibanes no es sólo cuestión política
martes, 17 de agosto de 2021
La República Más
RIPE:

En 2010, geólogos confirmaron que el suelo afgano es rico en minerales, y el Pentágono catalogó a Afganistán como "la Arabia Saudí del litio"

El Cronista

"La Arabia Saudí del litio". Así catalogaba Estados Unidos a Afganistán en 2010, en un memorando interno del Departamento de Defensa.

Fue luego de que geólogos estadounidenses confirmara la riqueza mineral en el territorio del país asiático e incluso valuaran en un billón de dólares las existencias de litio, clave para las baterías de para la industria informática, para energías renovables y los autos eléctricos, entre muchos objetos.

Tras la retirada de tropas estadounidenses, los talibán hicieron una ofensiva relámpago y en agosto, tomaron el control de Afganistán. Pero cuando finalmente entraron en Kabul este 15 de agosto, no sólo se hicieron con el control del gobierno afgano.

También ganaron la capacidad de controlar el acceso a enormes depósitos de minerales que son cruciales para la economía mundial de la energía limpia.

Porque del 2010 al 2021, por diversos motivos -corrupción, burocracia, logística, el enemigo interno, pobreza y como corolario, Covid-19-, esos recursos prácticamente no fueron explotados.

China es el principal productor de litio del mundo, y Estados Unidos trata de desvincular sus cadenas de suministro de energía limpia de los chinos. Por lo cual, que los minerales afganos pasen a estar bajo el control de los talibanes es un duro golpe para los intereses económicos estadounidenses.

"Los talibanes están ahora sentados sobre algunos de los minerales estratégicos más importantes del mundo", dijo a Quartz el jefe del programa de seguridad ecológica del Centro de Riesgos Estratégicos, un think tank de Washington. "Si pueden o quieren utilizarlos será una cuestión importante en el futuro", apuntó este funcionario, Rod Schoonover.

UN ARMA DE DOBLE FILO

Según la Agencia Internacional de la Energía (AIE), se prevé que la demanda mundial de litio se multiplique por 40 respecto a los niveles de 2020 para 2040, junto con los elementos de tierras raras, el cobre, el cobalto y otros minerales en los que Afganistán es rico por naturaleza.

Estos minerales se concentran en un pequeño número de focos en todo el mundo, por lo que la transición a la energía limpia tiene el potencial de producir un beneficio sustancial para Afganistán.

En el pasado, los funcionarios del gobierno afgano ofrecieron a sus homólogos estadounidenses la posibilidad de obtener lucrativos contratos mineros como incentivo para prolongar la presencia militar estadounidense en el país. Con los talibanes al mando, es probable que esa opción quede descartada, añadió Quartz.

Pero el presidente afgano, Ashraf Ghani, que huyó el domingo cuando los talibanes tomaron Kabul y años atrás se había desempeñado como economista del Banco Mundial, evaluaba los minerales como una "maldición" potencial.

Era un enfoque de muchos economistas que coinciden en que las riquezas minerales engendran corrupción y violencia, sobre todo en los países en desarrollo, y que a menudo no aportan muchos beneficios al ciudadano medio.

Al mismo tiempo, los talibanes llevan mucho tiempo explotando ilegalmente los minerales de Afganistán, especialmente la gema del lapislázuli, como fuente de hasta 300 millones de dólares de ingresos anuales para su insurgencia.

MÁS DE GLOBOECONOMÍA

Chile 16/09/2021 Diputados de oposición piden al Presidente de Chile plan piloto para trabajar 4 días a la semana

El objetivo de dicho plan es implementar una jornada semanal de trabajo que otorgue subsidios, presupuestos y protección al empleo para tal efecto

Argentina 14/09/2021 JetSmart inicia vuelos de carga en Argentina con una nueva unidad de negocio

'JetSmart Cargo' se llama el nuevo servicio que empezó a ofrecer la low-cost, con la operación inaugural desde Aeroparque

México 17/09/2021 Economía mexicana tropezaría en agosto, en medio de la tercera ola de contagios

Se espera una contracción mensual de 0,2%, que se explica por una baja en el dinamismo de las actividades secundarias

MÁS GLOBOECONOMÍA