RIPE:
DIARIO FINANCIERO

Scotiabank, BancoEstado y Knighthead Capital Management se oponen a la fórmula ofrecida por los accionistas en el proceso

Diario Financiero - Santiago

Una rotunda oposición recibió este lunes la aerolínea Latam en el contexto de su reorganización. Y es que a través de una serie de documentos publicados en su causa por Scotiabank, Banco Estado y Knighthead Capital Management, los acreedores objetaron el financiamiento por medio del Debstor in possession (DIP).

Scotiabank Chile, acreedor de la firma por una deuda sin garantía por US$74 millones, señaló que si bien no se oponía a que Latam busque financiamiento del DIP, y entiende la necesidad de lograr liquidez por parte de la aerolínea, "como acreedor general no garantizado de la controladora, Scotiabank está preocupado por la función de conversión de capital de los Préstamos Insider Tranche C que brinda a los accionistas una oportunidad adquirir una participación significativa en el capital de los deudores reorganizados."

Cabe recordar que en esta fórmula de conversión del Tramo C, Qatar Always y las familias Cueto y Amaro se comprometieron a entregar unos US$900 millones.

Según Scotiabank, tal como está redactada la propuesta, la conversión del Tramo C brindará a los accionistas controladores de los aerolínea una oportunidad "exclusiva" de adquirir el capital de los deudores reorganizados con un descuento sustancial al valor del plan.

"A cambio de suscribirse y participar en la conversión del Tramo C del mecanismo de financiación DIP, los prestamistas del Tramo C recibirán, tras el ejercicio de la opción de conversión, una prima de interés sobre el saldo pendiente de los préstamos Insider Tranche C, del mayor de (a) 47% o (b) un monto que correspondería al descuento a la valoración del plan final proporcionado a cualquier otra parte en cualquier otra emisión de capital. En cualquier caso, esta prima se sumará a la tasa de interés de "pago en especie" de 14,5% aplicable", menciona la firma.

Lo anterior significa, según la entidad bancaria, que los accionistas podrían adquirir al menos US$1.610.500 del capital de reorganización, por cada $ 1.000.000 de préstamos al Tramo C.

"Los términos del Tramo C están más allá de los límites de lo razonable. El intento de los deudores de brindar a sus accionistas controladores la oportunidad exclusiva de adquirir capital reorganizado con un descuento tan sustancial sobre el valor del plan es quizás una indicación de que estas entidades, cuya propiedad, administración y operaciones se encuentran fuera de los Estados Unidos, no lo hacen", concluyó Scotiabank, quien agregó que solicitó al tribunal rechazar esta forma de financiamiento.

En tanto, BancoEstado también señaló estar preocupado por la fórmula de financiamiento que "parece tener un total desprecio por la regla de prioridad absoluta en lo que respecta a la equidad existente en los deudores".

Y agregó que el financiamiento del Tramo C propuesto por Latam representa un intento incorrecto por parte de los tenedores de acciones de usar su control sobre la empresa "para mantener su posición de capital a expensas de los acreedores. Tal esfuerzo va diametralmente en contra de la regla de prioridad absoluta".

Por último, Knighthead Capital Management también realizó un análisis similar y señaló que la propuesta de financiamiento de Latam debía ser denegada.

Lea la nota aquí.