.
BANCOS

Las compras de $1 millón con tarjeta de crédito le costarán $250.000 por los intereses

martes, 31 de enero de 2023

Luego del alza de la tasa de usura, con corte a enero se estima que los bancos pueden estar cobrando hasta 25% adicionales anuales

La tasa de usura sigue sin dar tregua, y esta vez, con el aumento que tuvo, febrero será el mes en que las compras con tarjeta de crédito serán las más caras, por lo menos desde 2007. Según la Superfinanciera, para el segundo mes de 2023 la tasa de usura tuvo un alza de 201 puntos básicos frente al mes anterior, posicionándose en 45,27%.

Esta tasa es el interés máximo que una entidad financiera podrá cobrar a sus clientes para los créditos de consumo y ordinario, como las tarjetas de crédito; por eso se prevé que los bancos comiencen a aumentar las tasas que ofrecen para esta modalidad de consumo a lo largo de este mes.

Teniendo en cuenta esto, las compras con tarjeta van a comenzar a encarecerse aún más. Si bien la mayoría de bancos aún no han anunciado las nuevas tasas para febrero, con las que tienen vigentes hasta el momento se puede hacer un cálculo estimado de cuánto estaría pagando en intereses con los bancos que tienen tasas más elevadas, y los que manejan porcentajes un poco más bajos, los cuales pueden representar un pago adicional de casi 25% del total de su compra.

Uno de los casos es Banco Pichincha, entidad que actualmente maneja una tasa de 43,26% E.A. y una tasa mes vencido de 3,04%, para su tarjeta clásica. Con estos porcentajes es posible estimar que por una compra de $500.000 diferida a un año, terminará pagando intereses de $124.746 aproximadamente; es decir, el valor total a pagar sería de $624.746, pagando cerca de $52.062 mensuales. En dado caso que la compra sea por un valor menor, como $100.000, se pagarían $24.950 anuales.

LOS CONTRASTES

  • Diego PalenciaVP de investigación y estrategia de Solidus Capital Banca de Inversión

    “Actualmente, es un gran riesgo de liquidez financiar con tarjetas de crédito por la alta inflación y las altas tasas de interés; por ello, son un medio de pago, no un sistema de financiamiento”.

  • Economista jefe de In On CapitalEconomista jefe de In On Capital

    “En general las tasas están muy cercanas a la de usura, y teniendo en cuenta que estas han subido sustancialmente, lo recomendable es comprar solo a una cuota y lo estrictamente necesario”.

En el caso de Scotiabank Colpatria, que es otro de los bancos con las tasas más cercanas a la usura de enero, con 43,25% E.A. y 3,04% MV en su tarjeta clásica, los costos serían muy similares, pues por una compra de $500.000 diferida a 12 meses se pagarían $124.725 de interés; es decir, el pago total aproximado sería de $624.725, con cuotas mensuales de $52.056.

En el caso de hacer compras por $1 millón en Banco Pichincha, el pago específicamente en intereses sería de $249.451.

Banco Bogotá, por su parte, en tarjeta de crédito clásica, maneja tasas de 43,32% E.A. y 3,03% MV, eso quiere decir que por una compra de $1 millón diferida a 12 meses estaría pagando intereses de $249.368, para terminar con un total a pagar cercano a $1,25 millones, con cuotas mensuales de $104.087.

Es importante tener en cuenta que estos valores son sin sumar la cuota de manejo que normalmente se paga, así como los costos adicionales que pueda tener cada banco. Además, este total aplica si la persona cumple oportunamente con los pagos, ya que por mora existen costos adicionales.

“Actualmente, es un gran riesgo de liquidez financiar con tarjetas de crédito por la alta inflación y las altas tasas de interés; por esa razón, ellas son un medio de pago, no un sistema de financiamiento”, asegura Diego Palencia, VP de investigación y estrategia de Solidus Capital.

En el mercado también hay opciones de bancos con tasas un poco más bajas, como Bancoomeva, que maneja una tasa de 38,55% E.A. con la que por una compra de $500.000 a 12 meses se estarían pagando $110.444 de intereses, es decir, un total aproximado de $610.444, con cuotas mensuales de $50.870.

O incluso, por compras de $10 millones, se estarían pagando cerca de $2,2 millones de interés, casi $300.000 menos que los demás bancos.

A esta entidad le sigue Davivienda, que maneja en sus tarjetas genéricas tasas de 43,08% E.A. y 3,03% MV, con lo que una compra por $1 millón diferida a un año representaría un pago de intereses por $248.396, con cuotas mensuales de $104.032.

Otro de los bancos con tasas un poco más bajas es Banco de Occidente, con 43,11% E.A., lo que representaría un pago de intereses de $124.288 por una compra de $500.000 diferida a un año; es decir, se pagaría en total $624.288, con cuotas mensuales de $52.024.

Es clave que el usuario realice estos cálculos antes de tomar la decisión de comprar con tarjeta de crédito, y más si se piensa diferir a varias cuotas, ya que con cada monto varía y a largo plazo puede pagar incluso más intereses que lo que representaba la compra en un inicio.

Esto también aplica si se realizan compras de productos con descuento, pues al final si la cuota se difiere a varios meses, el descuento prácticamente no aplicaría.

Conozca los beneficios exclusivos para
nuestros suscriptores

ACCEDA YA SUSCRÍBASE YA

MÁS DE FINANZAS

Bolsas 16/04/2024 ABC sobre la reconversión de acciones de Cementos Argos con su estrategia Sprint 2.0

Ayer se conoció que recibió la aprobación de la Superintendencia Financiera para convertir sus acciones preferenciales en acciones ordinarias

Bolsas 17/04/2024 Cemargos publicó las fechas de notificación de quienes no deseen convertir acciones

La notificación debe ser enviada por los accionistas al correo indicado por la cementera. Quienes no notifiquen verán la conversión en sus acciones

Seguros 15/04/2024 Sura, Allianz, Bolívar las aseguradoras que reinan entre las primas emitidas en la salud

Según las cifras de Fasecolda, del total de primas emitidas en 2023, 7% correspondió al ramo de salud, en el segmento de personas, el porcentaje sube a 25%.