jueves, 13 de diciembre de 2012
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Vanessa Pérez Díaz - vperez@larepublica.com.co

El objetivo en 2012 de la marca de lujo Land Rover, comercializada localmente por el Grupo Premier, era vender un total de 300 vehículos, cifra que logró superar faltando un mes para que finalice el año.

Según informó el vicepresidente de la importadora, José Carrión, entre enero y noviembre se vendieron 336 camionetas del sello inglés, lo que los deja con un 13% del mercado de las SUV (sport utility vehicle) premium.

“Según informes especializados del sector automotor, este año no solo cumplimos la meta de vender 300 vehículos, sino que vamos a alcanzar un crecimiento histórico puesto que falta registrar las vertiginosas ventas de la temporada decembrina”, indicó Carrión.

La cifra de participación de mercado con la que cuenta Land Rover hasta el mes de noviembre representa casi el doble de lo que tenían hace un año, cuando la proporción era de 7%. “El éxito en las ventas de Land Rover está ligado al interesante momento económico que vive el país, tanto por la consolidación de la confianza de empresas y consumidores, así como la creciente inversión extranjera directa, que se estima en US$17.000 millones al finalizar el año”, agregó el vicepresidente del Grupo Premier.

El vocero afirmó que para los próximos años el crecimiento esperado será aún mayor, pues la ratificación del tratado de libre comercio con La Unión Europea fomentará la compra en este sector.

Lo que se verá en 2013
Carrión adelantó algunas novedades que traerán el año que viene. Una de ellas es la nueva Range Rover, una SUV que llega más ligera (por el monocasco construido completamente en aluminio), robusta y refinada. Una de las principales características del vehículo es que pesa 420 kilogramos menos que la versión anterior, mejorando su consumo y reduciendo las emisiones de CO2.

También llegará el Freelander 2 con modificaciones internas (incorporación de pantalla táctil con sistema de navegación) y retoques externos, como la renovación de las luces delanteras y traseras para un aspecto más deportivo.