Compañías dedicadas a producir este tipo de suplementos reportan alza en la demanda, droguerías también han vendido más

Laura Lucía Becerra Elejalde - lbecerra@larepublica.com.co

A pesar de que hasta ayer no se había confirmado ningún caso de Covid-19 en Colombia, las ventas de productos y suplementos médicos, como tapabocas, geles antibacteriales y jabones ya venían aumentando de forma importante.

Algunas empresas, como la barranquillera Industrias Saver, dedicada a fabricar estos productos, triplicó desde la segunda semana de febrero su producción de respiradores, no solo para el mercado nacional sino también para otros países.

“Ya hemos exportado a China, Corea, EE.UU., Jamaica, Guatemala, Ecuador y con órdenes de compras de Canadá, Perú, El Salvador y Costa Rica. La firma ha en estos momentos tiene tres turnos operando las 24 horas, todos los días, para atender la demanda”, dijo Ingrid Barrero, gerente de la compañía.

3M, por su parte, aseguró que “debido a la situación mundial de salud provocada por el brote del Covid-19, 3M ha aumentado la producción en sus instalaciones de fabricación en todo el mundo”, pero que vienen monitoreando cualquier impacto potencial en su cadena de suministro.

Sin embargo, otras empresas dedicadas a fabricar tapabocas, como Eterna, mencionaron inconvenientes en su cadena de suministro, pues muchos de sus proveedores están en China.

Desde el Ministerio de Salud, sin embargo, se alertó la semana pasada sobre problemas con el abastecimiento de tapabocas en algunas regiones del país, algo que se atribuyó a posibles compras que acaparan los suministros.

Adicionalmente, la búsqueda de ofertas de geles antibacteriales en el país por canales digitales como Tiendeo.com.co reportan un aumento de más de 750%. En cuanto a algunas cadenas de droguerías, como La Rebaja Droguerías, al 25 de febrero, reportó aumentos en sus ventas de tapabocas de 124%, para el gel antibacterial de 17%, y en menor medida en ventas de pañuelos (3%) y jabón líquido (5%), mientras que en otras droguerías se vieron incrementos de hasta 300%.