La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Andrea Carranza Garzón - acarranza@larepublica.com.co

Un nuevo artículo de la reforma tributaria busca que los centros comerciales cobren el 16% del IVA por el servicio de parqueadero o estacionamiento en zonas comunes, una medida que ha intentado implementar la Dian desde hace varios años y por la cual ha tenido enfrentamientos con los empresarios.

El miércoles se inicia el último round de la discusión del proyecto de ley y entra al ring de las Plenarias de Cámara y de Senado con 16 nuevos artículos aprobados en el primer debate por las comisiones económicas conjuntas.

Entre esos está el artículo 45, que establece que serán responsables del impuesto sobre las ventas la persona jurídica constituida como propiedad horizontal o la persona que preste directamente el servicio de parqueadero o estacionamiento de zonas comunes.

Este artículo fue propuesto pensando en los centros comerciales, por lo que se buscaría corregirlo para el último debate de la reforma, con el fin de excluir a los conjuntos residenciales.

Los centros comerciales argumentan que no son responsables del gravamen, ya que el artículo 33 de la ley 675 del 2011 establece que las propiedades horizontales “tendrán calidad de no contribuyente de impuestos nacionales, así como del impuesto de industria y comercio, en relación con las actividades propias de su objeto social”.

Sin embargo, la Dian ha insistido en el cobro a través de actos administrativos y sentencias. Con esta medida, los consumidores serían los directamente afectados.

“La afectación más grande la tendrá el consumidor final, porque van a tener que pagar un mayor costo por el parqueadero”, dijo Andrés Mayorga, gerente general de Centro Chía.

El empresario aseguró que Centro Chía se acogerá a la nueva normatividad de la reforma apenas entre en vigencia. Para Mayorga, el problema no es ese, sino radica en lo que ha ocurrido en el pasado en momentos en que la entidad tributaria les ha hecho requerimientos en años anteriores, cuando la ley les daba la calidad de no contribuyentes.

“Buscaremos un diálogo con la Dian para encontrar el camino de la equidad para todos los centros comerciales”, agregó.

Otro de los nuevos artículos que se incluyeron, específicamente el 170, establece que “las empresas originadas en la constitución de la propiedad horizontal que destinan algunos de sus bienes o áreas comunes para explotación comercial o industrial, generando algún tipo de renta, perderán la calidad de no contribuyentes de los impuestos nacionales”.

Hoy en día, empresas como Juan Valdez o McDonalds que explotan las áreas comunes no pagan IVA sobre el arrendamiento, y normalmente los servicios de agua, energía, aseo, vigilancia se los suministra el centro comercial. De aprobarse esta reforma, las compañías empezarían a pagar impuestos.

Un pequeño comerciante contó a LR que mientras él paga IVA del 10% sobre el canon de arrendamiento y demás gastos, sus ventas desmejoran por la competencia de las empresas que explotan estas zonas con mayor potencial. “¿Cual es la igualdad, transparencia y equidad en el ejercicio comercial?”, recalcó.

Agenda de reforma tributaria avanza contrarreloj
Ayer se reunieron congresistas para empezar a revisar el texto de ponencia de la reforma tributaria para último debate. Hoy continuará la reunión desde la mañana y se espera recoger firmas de la ponencia para poder radicarla en la tarde o a más tardar mañana. El debate empezaría desde el miércoles y se tendría tiempo para votar hasta la madrugada del sábado, momento en el que terminan las sesiones ordinarias del Congreso. Uno de los cambios que se hizo al proyecto, como lo había anunciado LR, es la simplificación de la determinación del impuesto de renta para personas naturales, de la categoría de trabajadores por cuenta propia (ver gráfico).

Las opiniones

Gustavo Cote
Ex director de la dian

“Con este artículo de la reforma se van a encarecer los parqueaderos para los usuarios que vayan a los centros comerciales”.

Andrés Mayorga
Gerente general de centro chía

“Vamos a acogernos a lo que entre en vigencia en 2013 de la reforma. El problema está en lo que pasó hacia atrás, cuando la Dian nos hizo requerimientos”.