En total llegaron flujos de capital foráneo por US$3.589 millones, de los cuales US$2.486 pertenecen al sector no minero energético

Ana María Sánchez - amsanchez@larepublica.com.co

Según la balanza de pagos del Banco de la República, en los tres primeros meses del año la inversión extranjera directa que llegó al país alcanzó los US$3.589 millones, lo que equivale a un aumento del 6% frente a igual periodo del año pasado.

De este total, US$2.486 millones correspondieron a los flujos de capital foráneo pertenecientes a inversiones de los sectores no minero energéticos, lo que significó un aumento de 22,7%, con relación al mismo periodo del 2019.

“La inversión extranjera directa es un instrumento clave que nos permite insertarnos y reacomodarnos en las cadenas de valor, así como promover las exportaciones. Seguimos siendo un país atractivo para los capitales foráneos y vamos a seguir trabajando en ello. Por eso, evaluamos varios instrumentos que hagan posible la llegada de más inversión al país. Este debe ser uno de los motores de la economía colombiana”, dijo el ministro de Comercio, Industria y Turismo, José Manuel Restrepo.

La electricidad, agua y gas representaron las varaciones positivas del sector minero, con un aumento en la inversión del 283,3% (US$668 millones). Además, se destacan servicios comunales con un crecimiento del 125,1% (US$339 millones) y construcción con un aumento del 14,1% (US$172 millones).

“Desde el sector del Comercio Exterior trabajamos en tres ejes para lograr una mayor atracción de capitales extranjeros. Uno de ellos se basa en promover herramientas de facilitación de la inversión. Otro está enfocado en el diseño de incentivos para la relocalización de empresas que buscan una nueva organización de sus cadenas de suministro y eficiencias al salir de otras latitudes”, explicó la viceministra de Comercio Exterior, Laura Valdivieso Jiménez.