El Presidente de la República, señaló que la prioridad actualmente es atender la salud y superar la crisis, luego se discutirá cómo financiar la deuda

Adriana Carolina Leal Acosta

Como inconveniente e inviable calificó el presidente, Iván Duque, la posibilidad de que se discuta una nueva reforma tributaria en el país, pese a que afirma que la Nación ha tenido que aumentar la deuda que al cierre de 2019 era de cerca del 50%.

"Estamos enfrentando una pandemia sin precedentes, y una crisis mundial sin precedentes. Eso ha llevado a que, como en muchos países, se caigan muchos de los ingresos, y que tengamos que aumentar los gastos. Hoy nuestra prioridades la vida y la salud. La segunda, poder atender a los sectores más vulnerables. Tercero, la defensa del empleo, y cuarto, poner en marcha una agenda de reactivación. Este no es momento para adentrarse en reformas tributarias", señaló Duque a Jorge Cura de la Emisora del Atlántico.

Sin embargo, la oposición a esta idea no descarta que se pueda discutir una vez se haya superado la crisis generada por la pandemia, lo que a la larga corresponde con la mayoría de los economistas y académicos que han planteado la idea en la última semana.

Pues en general lo que han dicho los expertos es que la pandemia ha profundizado el hueco fiscal que ya existía como consecuencia de las exenciones que se le dieron a las empresas con la Ley de Crecimiento Económico, y que desde ya hay que pensar en una nueva reforma, pero que sería llevada a disución en el segundo semestre del año, no ahora mismo.