.
HACIENDA El optimismo es el motor del consumo y por tanto de la activación económica
martes, 27 de junio de 2017

Jhon Guzmán Pinilla - jguzman@larepublica.com.co

En una situación como la anterior entra a jugar el concepto de optimismo económico, del que muchos hablan y saben de su importancia pero no se han detenido a analizar ¿qué es el optimismo en la economía?, ¿cómo influye?, ¿qué factores puede alterar esta variable? y ¿qué cifras o resultados hay en el panorama actual?

El concepto del optimismo lo tocó por primera vez John Maynard Keynes, economista británico, que trabajó en la volatilidad de la demanda de inversión.

José Miguel Sánchez Molinero, profesor de la Universidad de Valladolid, indicó que “a menudo, lo único que motiva a los inversores son conjeturas elaboradas a partir de estados sicológicos que tienen muy poco que ver con la racionalidad económica. Keynes se refirió a estas motivaciones con el término animal spirits, y creyó que ahí estaba la causa de la volatilidad de la inversión”.

Este mismo concepto fue manejado por George Akerlof premio Nobel de economía en 2001 y Robert J. Shiller, en el libro ‘Animal Spirits: Cómo influye la psicología humana en la economía’.

Estos dos economistas se basaron en algunos conceptos como: la confianza, el miedo y la fe, por nombrar algunos aspectos sicológicos para explicar el comportamiento de los consumidores.

Guillermo Sinisterra, profesor asociado Colegio de Estudios Superiores de Administración (Cesa), afirmó que el optimismo se puede condensar en dos tipos de expectativas. Una, que son las adaptativas, y otras, que son las razonables.

Las adaptativas “básicamente lo que hace es mirar al pasado para tener una proyección de lo que va a pasar en el futuro (...) coges el pasado y con eso proyecta el futuro”, indicó Sinisterra.

Pero después de los 70 “entró la economía las expectativas racionales que toma encuentra las opiniones de expertos, información del pasado, datos del contexto internacional y una cantidad de cosas que van a pasar en el futuro”, agregó.

Según los expertos, el optimismo tiene un impacto determinante en la economía porque es una cadena. Por ejemplo, generar seguridad en empleo y en gasto, esto conduce a disparar el consumo, aumentar la inversión y crear más empleo.

Estos efectos se pueden ver en el estudio de Pew Research Center, entidad que realizó encuestas a 34.788 personas. En el documento se logró reflejar que las economías más optimistas son: Holanda, Alemania y Suiza, países en los que la población considera que las cosas van bien con porcentajes de 87%, 86% y 84%, respectivamente.

En la región, Colombia está en segundo lugar, después de Chile, ya que solo 34% considera que las cosas están bien.

En otro estudio del Centro Nacional de Consultoría y Worldwide Independent Network reveló que, en 2016, Colombia registró un índice de optimismo de 26%, 12 puntos porcentuales menos que el promedio mundial, el cual fue de 38%.

Precisamente en Colombia, en el contexto actual, los empresarios, los gremios, el Gobierno y algunas autoridades económicas están llamando al optimismo, con el fin de salir más rápido del bache económico.

Leonardo Villar, director de Fedesarrollo, comentó que “el optimismo es fundamental para el consumo y lo es aún en mayor grado para las decisiones de largo plazo, relacionadas por ejemplo con compra de vehículo o compra de vivienda (...) las decisiones de inversión, dependen críticamente del estado de ánimo de los empresarios y con como estén percibiendo el futuro”.

Además, el ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, también ha insistido en el optimismo y en que Colombia Repunta, específicamente por las noticias positivas en empleo, inflación y algunos datos de comercio hará que la gente esté más optimista este año.

Salomón Kalmanovitz, excodirector del Banco de la República, dijo que “un clima de expectativas se forma sobre hechos reales y colectivos que pueden acompañar un proceso, todo ligado a la información”.

Sin embargo, la información no detalla buenos resultados. En la confianza del consumidor y la empresarial, las cifras están en los peores momentos, datos que los expertos esperan mejoren a final de 2017.

¿Qué variables se van a tener en cuenta para 2017?

Los mejores resultados económicos están por el lado del mercado laboral, en el cual el Dane estableció que en abril la tasa de desempleo se ubicó en 8,9%. En comercio exterior, las exportaciones e importaciones vienen creciendo. Sin embargo, los malos resultados, y que los expertos esperan mejorar, son los de inflación, comercio al por menor e industria. Sergio Olarte, jefe de investigaciones de BTG Pactual, dijo que “el gasto de los consumidores va a ser fundamental para repuntar a final de 2017”.

Los contrastes

Leonardo Villar
Director de Fedesarrollo
“Las decisiones de inversión, que en ocasiones son decisiones cuyos resultados se ven en el largo plazo, dependen críticamente del estado de ánimo de los empresarios”.

Salomón Kalmanovitz
ExCodirector del Banco de la República
“El pesimismo empieza a generar impacto en el mercado cuando caen los rendimientos de los distintos activos, eso se va acumulando, se va contagiando”.

MÁS DE ECONOMÍA

Hacienda 13/09/2021 Los tres días sin IVA de este año se llevarían a cabo entre octubre y noviembre

Luego de que el presidente Iván Duque sancione la Ley de Inversión Social, se publicará el decreto con las fechas exactas

Hacienda 16/09/2021 El FNG ha garantizado más de un millón de créditos desde que inició la pandemia

Más de 770.000 empresarios y trabajadores independientes de 100% de los departamentos han accedido a las líneas y productos del FNG

Hacienda 14/09/2021 Inversión extranjera directa aumentó 62% anual en el segundo trimestre del año

En total, la IED sumó US$2.092,4 millones en el segundo trimestre. El sector que registró la mayor alza fue el de electricidad, gas y agua

MÁS ECONOMÍA