Según las proyecciones del mercado, la tasa podría quedar en niveles de 3%, esa cifra sería la más baja de los últimos 10 años, ya que en mayo de 2010 llegó a ese número

Adriana Carolina Leal Acosta

Hoy el Banco de la República se volverá a reunir para tomar una decisión sobre la tasa de interés de referencia, una herramienta que intervendrá el sistema de precios y el financiero, en medio de la crisis económica más aguda que se ha visto en la historia reciente.

La expectativa generalizada es que nuevamente se haga una reducción. Sin embargo, hay opiniones encontradas sobre si se debería hacer un cambio más agresivo que el que se efectuó el pasado 30 de marzo, cuando la disminución fue de 50 puntos básicos y quedó en 3,75%.

“Yo espero que el banco haga una reducción de su tasa de intervención de 50 puntos básicos, aunque en mi opinión la reducción debería ser mayor, de 75 o 100 puntos básicos. La situación es muy crítica y hay que reducir rápidamente los costos de liquidez y financiamiento en la economía”, señaló Luis Fernando Mejía, director de Fedesarrollo.

De acuerdo con la Encuesta de Expectativas de Analistas de Mercados Financieros realizada por Citi para abril, la recomendación que hacen las 25 firmas participantes, según su promedio, es que la tasa de interés de referencia bordee 3%, pues la estimación media es de 3,12%.

De ser así, la mencionada tasa sería la más baja en casi una década, pues la última vez que estuvo en 3% fue el 3 de mayo de 2010, de acuerdo con los registros del Emisor. Sin embargo, las proyecciones de los expertos son diversas, dado que el mínimo arrojado por la encuesta es de 2,75%, entregado por Davivienda y el máximo, de 3,5%, dado por Axa Colpatria. En cada caso, la reducción respecto a la tasa actual sería de 100 puntos básicos y 25 puntos básicos, respectivamente.

LOS CONTRASTES

  • Luis Fernando MejíaDirector de Fedesarrollo

    “Yo espero que el Banco haga una reducción de su tasa de intervención de 50 puntos básicos, aunque en mi opinión la reducción debería ser mayor, de 75 o 100 puntos básicos”

“El banco es muy ortodoxo en sus decisiones y lo más probable es que haya un recorte de 50 puntos básicos, como la mayoría del mercado. Aunque la inquietud es cuándo va a terminar este ciclo de recorte de tasas y aunque hay diversas opiniones, la mayoría coincide en que van a seguir bajando los intereses en los próximos meses”, señaló Juan David Ballén, director de investigaciones económicas de Casa de Bolsa.

El experto agregó que, con la rebaja esperada para hoy, lo que se logra es tener información sobre cómo va reaccionando el mercado ante esa reducción gradual de la tasa, “porque si se baja mucho de una sola vez, luego el Emisor no tendría espacio para maniobrar”, puntualizó.

Con lo anterior coincidió Mejía, quien indicó que si bien aún no se ha visto reflejado en el mercado la reducción que hubo en marzo, “es porque las transmisiones no son inmediatas, y no ocurren igual para los diferentes tipos de créditos. Sin embargo, las tasas bajas van a ser muy importantes para reactivar la economía cuando superemos este choque, así que entre más pronto se hagan las reducciones, mejor”.

Frente a esto, vale la pena recordar que la mayoría de centros de investigación coinciden en que hacia el segundo semestre del año habrá una reactivación económica gradual, que pese a estar lejos del comportamiento previsto antes de la crisis, impulsaría a la economía, de modo que en 2021 el panorama sería mucho más positivo.

Además, la mayoría manifiesta que por ahora no les preocupa que se afecte significativamente la inflación, pues aunque se bajen las tasas, en este momento la gente está siendo muy cautelosa a la hora de comprar bienes no indispensables.

De hecho, de acuerdo con los resultados de la encuesta de Citi, los analistas manifestaron que la inflación al cierre de 2020 sería de alrededor de 3,4%, estando aún dentro del rango meta del Emisor, de máximo 4%.

El Emisor ya ha adjudicado US$2.978,2 millones en forward

Desde que el Banco de la República inició el programa de subasta de venta de dólares a través de contratos forward con cumplimiento financiero (NDF) el pasado 13 de marzo, ha adjudicado US$2.978,2 millones. Cabe recordar que el Emisor decidió llevar a cabo esta iniciativa con el objetivo de brindar liquidez al mercado nacional en medio de la pandemia generada por el covid-19. Además, en títulos de venta privada, otra de las medidas tomadas, ha adquirido $8,7 billones.