Analistas

Menos es más

La nueva generación nacida desde los años 80 para algunos es llamada Millennial. Se suele decir que es una población que creció inmersa en la tecnología, con un estado de bienestar superior al de otras generaciones y con una necesidad de experiencias nuevas.

Ellos, criticados por varios sectores tradicionales, por su supuesta falta de disciplina, conocimiento del país e incluso de la historia. Es una generación que representa el presente de un mundo cambiante. Y este hecho es el detonante de nuevos modelos de negocios, revolucionando en algunos casos como: el de AirBnb y Uber los formatos tradicionales de las empresas.

En Suiza, el sector hotelero comenzó a pensar en este target; puesto que según estudios realizados, los Millennials al crecer en un ambiente de bienestar, tienen poder adquisitivo y ya no buscan el consumo usual en bienes, sino que busca experiencias; con ello la pelea por conquistar este nuevo nicho, cambia la manera de atraerlos. Las empresas usualmente compiten por ofertar más. Aquí encontraron que el negocio muchas veces es ofrecer menos.

El otro día discutiendo con un empresario colombiano, señaló que los servicios más básicos estaban en aumento; como ejemplo puso un modelo de tarjeta de crédito con éxito creciente, en la cual su negocio no estaba en ofrecer más, como puntos, seguros, premios, etc.

Sino que simplemente daba un cupo y unas cuotas mensuales sin pretender nada más, su sencillez cautivaba. De la misma manera Rappi, hace algo sencillo: entrega un domicilio eficientemente, realiza las vueltas que otro no puede, y le lleva el mercado con un recargo; sin puntos, tarifas o promociones especiales.

Conscientes de este nuevo segmento AirBnb ya ofrece al lado del hospedaje una sección de experiencias, en donde las personas ya no visitan los lugares turísticos de siempre, sino que buscan planes nuevos y sencillos, como pintar, recorrer gastronomía autóctona o salir a bailar.

Así la nueva hotelería busca cautivar este nicho de Millennials, con hoteles que ofrecen menos. Es decir salieron de distintas cosas que ofrecía la hotelería tradicional como: mini bares en las habitaciones, recepcionistas, conserjes, meseros y ofrecen auto check in, auto servicio en comida y demás servicios que un Millennial hace por si solo.

Con el desconocimiento para muchos de la historia de Colombia y el mundo habría que hacer lo mismo, sencillamente mostrarles que todo tiempo pasado no fue mejor, sino que es el resultado de una lucha de mas de 60 años en donde todas las familias se vieron afectadas. Así de concreto hablarles para ir cortando la simpatía con cualquier líder populista.

Los Millennials son una generación que no vale la pena criticar, sino sacarle provecho, es la realidad con la cual tocó vivir y ante un mundo en el que se convirtió simple para comunicarse, simple para adquirir conocimiento o simple para viajar, tal vez es el momento de comunicarse simplemente con ellos y que las empresas les ofrezcan menos para ganar mas.