Barranquilla es imparable

GUARDAR

Hoy cuando en Colombia se habla de una ciudad que conjugue futuro y desarrollo se piensa de inmediato en Barranquilla. El sentir popular y los indicadores de distintos índices de gestión así lo confirman. Luego de 12 años de un modelo de ciudad exitoso, Curramba es ahora una urbe en constante movimiento.

Barranquilla dejó atrás un pasado donde predominaba la desesperanza, la pérdida de confianza y fe en nuestra capacidad.

Volvimos a levantar la cabeza, a soñar y a creer en nosotros mismos, por eso hoy somos la ciudad con más instituciones educativas oficiales en la más alta categoría (A+), con 10 de ellas en el top 100 de las mejores instituciones públicas a nivel nacional; un sistema de salud digno que viene siendo emulado por otras capitales; 12 nuevas sedes de formación especializadas en asocio con el Sena; espacios urbanos como el Gran Malecón de cinco kilómetros frente al río Magdalena; 151 parques renovados que la comunidad protege con el alma y, además, escenarios deportivos de primer nivel que permitieron que hiciéramos unos Juegos Centroamericanos históricos que nos volvieron una fuerte opción para los Panamericanos 2027.

Por eso lo que viene para el futuro de la #BarranquillaImparable es más y mejor. Venimos registrando uno de los menores índices de desempleo del país y somos la ciudad colombiana que más ha reducido la pobreza en su área metropolitana pasando de 43% a 21% en los últimos 11 años. También somos la segunda ciudad que más ha reducido la desigualdad en el territorio nacional.

La #BarranquillaImparable se construye trabajando colectivamente por mejorar la calidad de vida, la equidad, la inclusión y las oportunidades por igual para todos, porque en Barranquilla no importa donde naciste o como te llames tienes derecho a la salud, a la educación, a la seguridad, a calles pavimentadas y sin arroyos; a un transporte público decente y digno; a disfrutar de los árboles; a la práctica de los deportes; a más empleos; a mirar de frente al río Magdalena desde el Gran Malecón; a participar de nuestras expresiones culturales y a muchos otros logros que hoy conquistamos en más de una década, que vamos a cuidar y a fortalecer porque los fantasmas del pasado ya los espantamos y el tren que empezamos a jalonar con Alejandro Char y Elsa Noguera no parará.

Ahora tenemos que impulsar proyectos que harán que Colombia y Barranquilla se posicionen en el mundo, vamos a conectar a la capital del Atlántico con los grandes mercados internacionales e iremos por los 1.500 millones de consumidores que hay en el Caribe y Estados Unidos.

Por eso debemos contar con el Tren del Caribe que nos una con Santa Marta y Cartagena, la doble calzada Ciénaga - Barranquilla, el Puerto de Aguas Profundas y, por supuesto, hay que garantizar la navegabilidad del río Magdalena. Le apostaremos a ser una ciudad bilingüe, a recuperar nuestro centro histórico y a consolidar nuestra oferta cultural y turística.

Hoy los barranquilleros sonríen, miran de frente, no se dejan echar cuento, se adueñaron de su futuro. Barranquilla es imparable y Colombia lo sabe.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.

GUARDAR
MÁS LR

Agregue a sus temas de interés

MÁS LR

Agregue a sus temas de interés