.
Analistas 31/08/2022

Liberalismo e independencia

El pasado 20 de julio se conmemoró un año más de independencia en Colombia configurándose ya 112 años del nacimiento de la vida republicana. Proceso político entorpecido debido al reconocido momento histórico llamado la “patria boba” donde las élites criollas bajo la idea de una centralización del poder o de otorgar autonomía regional sobre la federalización de las provincias no pudieron ponerse de acuerdo en cómo plantear un Estado sólido y sostenible. Solo fue hasta 1819 donde se logra una independencia real empleando las armas a través de la campaña libertadora liderada por Simón Bolívar y Francisco de Paula Santander.

Este proceso independentista fue inspirado sobre dos acontecimientos históricos trascendentales que fueron la independencia de las 13 colonias americanas (1776) que, posteriormente se llamaron Estados Unidos y la revolución francesa (1889); con unas consignas ideológicamente claras alrededor del liberalismo político y el capitalismo como su política económica dan el punto de partida al nacimiento del Estado Moderno.

Adam Smith con su obra “la riqueza de las naciones” (1776) desarrolla el primer libro de economía en la modernidad donde aborda la división del trabajo, la acumulación de capital como principio rector para el desarrollo económico de una nación y acuña el planteamiento de “la mano invisible” basado sobre la capacidad de autorregulación misma del libre mercado, aduciendo también la reducción del control político y gubernamental sobre el mercado.

¿Qué tienen en común estas revoluciones latinoamericanas del siglo XIX en comparación con el nacimiento del Estado moderno a través de los Estados Unidos y de Francia del siglo XVIII? El fin del régimen monárquico y feudal para instaurar el liberalismo por medio del nacimiento de las Repúblicas, la división de poderes, la democracia y la búsqueda incesante de la “Libertad”.

Traigo al presente este evento histórico para conmemorar estos principios -liberalismo e independencia- que imprimieron la génesis de la historia republicana de Colombia. Conquistar la independencia y la libertad nos hace remembranza que deben ser defendidos con todas sus aristas y matices: libertad de derechos individuales e inalienables, libertad de pensamiento y expresión, libre mercado, libertad para la generación de riqueza, libertad para innovar y crear, etc.

Desde lo político el liberalismo nació para brindar libertades, limitar el poder, fomentar la inclusión y promover la participación ciudadana; con el capitalismo germinó el perfeccionamiento de las capacidades de los individuos para superarse así mismos, la potencialización en su máxima expresión del talento y el ingenio humano, se desarrolla la creatividad para ponerse al servicio de la humanidad, y con ella, se posibilita la promoción del emprendimiento alentando la innovación.

El desarrollo de una nación depende del respeto irrestricto de las libertades individuales planteadas desde el liberalismo y no desde el amparo asistencialista con enfoque colectivista que solo genera dependencia y coartación de la autonomía individual, por ende, de la libertad.

Conozca los beneficios exclusivos para
nuestros suscriptores

ACCEDA YA SUSCRÍBASE YA