Analistas

El Comercio colombiano: Motor de Desarrollo, Innovación y Oportunidades

Colombia es un país de oportunidades para el comercio. Nueva clase media consolidándose, cercana al 32% de la población, cuando hace 15 años apenas era el 16%; territorios nuevos, con ciudades grandes e intermedias, 23 de ellas con más de 200.000 habitantes; un mercado de consumo masivo, aún en un 40% informal con oportunidades de modernización, formalización y competitividad; comercio electrónico en etapa poco sofisticada, comparado con países desarrollados y aún con referentes regionales como Brasil y Argentina.

El acuerdo de paz trae oportunidades con la integración de zonas rurales antes aisladas y de difícil y peligroso acceso y con el proyectado auge del turismo, fuente actual de crecimiento en zonas como la Costa Caribe y la Región Cafetera y con potencial en los destinos de turismo ecológico, poco conocidos en el exterior.

Colombia es un laboratorio de Comercio en América Latina. Como pocos, posee una serie amplia de formatos con espacio de desarrollo. Los hipermercados, con un dinamismo e innovación mayor a otros países; supermercados cualitativos en una proporción per cápita superior a referentes como México y Brasil; supermercados de descuento; formatos especializados de productos frescos; cadenas de farmacias y nuevos jugadores como almacenes de descuento para productos de consumo masivo; los mayoristas sofisticados o cash & carry y los supermercados regionales independientes.

El retail moderno en Colombia cumple una función social esencial en el control de los precios y lo ha hecho durante años. Es tal vez un sector con “competencia perfecta” e intensa, bajos márgenes pero alta rotación de capital de trabajo y en el cual gana el consumidor por la competitividad en precios. Las marcas propias son una excelente opción de valor y en Colombia participan con cerca del 16% del mercado, la proporción más alta en América Latina y cercana a los porcentajes de Estados Unidos.

Por supuesto, el corto plazo plantea retos importantes a los grandes importadores por el encarecimiento relativo de su oferta frente a comercializadores, que como en el caso de Grupo Éxito ofrece en un 92% producto colombiano. Igualmente hay un reto para los nuevos entrantes que han invertido en expansión, sin mostrar aún márgenes de rentabilidad que justifiquen un retorno sobre la inversión. Y para todos, la inflación del año anterior y el incremento del IVA de este año y su impacto en la percepción del consumidor, son un desafío grande que afectará probablemente el consumo durante el primer semestre del 2017.

En el Grupo Éxito seguimos apuntando a una segmentación del mercado con Carulla en la oferta de experiencia, calidad y frescura; Éxito con su experiencia completa, alegre, colorida y competitiva en precios con sus productos de canasta familiar, insuperables en precio, su marca propia de primer precio Ekono y la marca propia Éxito y su fortaleza en productos de calidad a bajo precio en el textil. Vender más de 55 millones de prendas de vestir al año nos hace partícipes del sector de confecciones en el país. En el segmento popular, Surtimax y Super Inter ofrecen productos de mercado, industriales y frescos a los mejores precios disponibles. A pesar de nuestros casi 600 almacenes físicos en el país, le creemos mucho al canal virtual, que empieza a crecer en Colombia, con altos estándares de servicio y competitividad en producto y valor. Con éxito.com y carulla.com aspiramos a liderar esta tendencia.

Respetamos profundamente a nuestros competidores. La tienda de barrio y las plazas mayoristas siguen con una posición importante y son imprescindibles en nuestro tejido social. Por ello optamos por colaborarles y con los Aliados Surtimax y Super Inter ya cerca de 1.300 comerciantes independientes integran nuestra red de abastecimiento.

No olvidamos nuestra gran responsabilidad con Colombia, más allá de desarrollar los municipios, traer buenos precios, generar empleo y garantizar competitividad. Creemos en el “valor social compartido” y por ello promovemos la visión de un país sin desnutrición infantil en el 2030, a través de la Fundación Éxito y su trabajo con otras instituciones y con el Gobierno Nacional, departamentos y municipios. Impulsamos la compra directa sin intermediarios a los productores locales, que aportan hoy 82% de nuestro abastecimiento de productos de carnes, pescados, frutas y verduras. Ratificamos nuestro compromiso con un mejor planeta. Celebramos el esfuerzo para sustituir gradualmente la bolsa plástica por otras opciones como nuestras bolsas reutilizables con la imagen de Magia Salvaje y promovemos energías limpias con pilotos de almacenes que se alimentan parcialmente con energía solar. 

Este no es un sector fácil y cada día trae nuevos retos. Aquí nadie puede dormirse en sus laureles y debe reinventarse permanentemente. El comercio, al que orgullosamente pertenecemos, representa bien a esa Colombia dinámica y positiva, innovadora, generadora de empleo y trabajadora, que conoció momentos muy duros, los superó y hoy debe, con optimismo, aprovechar bien sus oportunidades.