.
LABORAL

Lo que pueden regular las empresas sobre las relaciones afectivas dentro de la oficina

martes, 14 de febrero de 2023

La legislación laboral no prohíbe los romances en el trabajo pero las empresas sí pueden tener políticas internas aunque tienen limitantes

El Economista - Ciudad de México

Mauricio Claver-Carone fue destituido en 2022 como presidente del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), el problema –concluyó la investigación externa– fue el conflicto de interés que generó su relación sentimental con Jessica Bedoya, jefa de Personal de la institución, una violación al código de ética que rige al organismo. Así, si bien el amor no conoce fronteras, en el plano laboral puede cruzar límites que ponen en riesgo el trabajo en sí mismo.

Los romances entre compañeros de trabajo no están prohibidos por la Ley Federal del Trabajo (LFT). Sin embargo, las empresas y las organizaciones en general sí pueden tener políticas internas que regulen tanto comportamientos cómo los lineamientos que deben seguirse en algunas situaciones, coinciden especialistas.

“En la legislación laboral no se establece una prohibición expresa ni se vinculan las relaciones familiares o de parejas en la permanencia en el empleo”, señala Sofía Gómez Bautista, socia de la Práctica de Derecho del Trabajo de la firma Creel Abogados. Pero en la práctica, comparte la especialista, algunas empresas suelen tener políticas internas para definir desde los procedimientos a seguir hasta las medidas que se deben atender cuando se presenta una relación sentimental en el trabajo, esto suele ser más común en compañías trasnacionales.

El propósito de estas políticas internas, indica la abogada laboralista, no es prohibir los romances, sino contar con reglas claras para evitar conflictos de interés. “Pueden ser procedimientos muy sencillos hasta muy complejos como evaluar si las funciones y actividades que realizan los involucrados no se ven afectadas por la relación”.

Para Hugo Hernández-Ojeda Alvírez, líder en la práctica de Trabajo y Empleo de Hogan Lovells, estas políticas internas son efectivamente importantes para evitar conflictos de interés. “El amor hace que muchas personas hagan cosas indebidas, pueden presentarse favoritismos o cuando termina una relación, se pueden presentar represalias cuando hay un nivel jerárquico mayor. Es mejor regularlas y que sean en beneficio de la relación de trabajo y de la empresa”.

¿Cuál es el límite de estas políticas? Desde la perspectiva del especialista, lo único que no pueden hacer los empleadores con estos lineamientos es establecer las relaciones de pareja como una causa de despido sin responsabilidad para los empleadores. “Hay que ser muy cuidadosos en cómo se elaboran”.

Los abogados laboralistas coinciden en que las reglas internas de las empresas pueden considerar desde notificar a las áreas de Recursos Humanos o jefes directos hasta cambios de áreas o roles dentro de la compañía para evitar conflictos de interés. Aunque en este último punto, subraya Sofía Gómez, los empleadores deben procurar que sea de mutuo acuerdo, ya que la LFT sí prohíbe las modificaciones unilaterales de las condiciones de trabajo.

De acuerdo con una encuesta de Adecco México, 72% de las personas está a favor de las relaciones amorosas en los espacios laborales. De hecho, el 50% de los encuestados acepta que se ha sentido atraído por un compañero de oficina, algo que no sorprende si consideramos que podemos pasar una buena parte de nuestra rutina cotidiana en el trabajo

Pero la mitad de los empleados no conoce un código de ética interno que regule estas situaciones, según la encuesta. Hugo Hernández-Ojeda considera que los romances en el trabajo se presentarán con o sin políticas, por eso la importancia de contar con lineamientos para atender situaciones de este tipo.

Amor con límites, ¿en qué casos se aplican?
Sofía Gómez indica que generalmente los lineamientos atienden a posiciones ejecutivas y puestos con jerarquía superior a la de la pareja. Pero, puntualiza la especialista, estas reglas no sólo ayudan a definir los comportamientos durante la relación, también pueden ser útiles cuando hay una ruptura amorosa.

En eso coincide Hernández-Ojeda Alvírez, en los casos de subordinación, los reglamentos pueden tener mayor relevancia. “Para evitar cualquier mal entendido o que se interprete que una de las dos partes está beneficiando a la otra”.

Independientemente de las políticas internas, Adecco México refiere que las personas que iniciarán una relación sentimental con un compañero deben estar conscientes que el amor en el trabajo debe estar acompañado de una imagen profesional y un respeto entre colegas.

“Mientras que los empleadores deben ser respetuosos de las decisiones de sus colaboradores, así como dar a conocer los lineamientos internos como parte de su estrategia de comunicación interna, sin ser prohibitivos en ningún caso”, apunta la firma.

Conozca los beneficios exclusivos para
nuestros suscriptores

ACCEDA YA SUSCRÍBASE YA