.
EDITORIAL

La reforma tributaria estructural no da espera

lunes, 28 de marzo de 2016
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

El problema para el Gobierno es que se dejó juntar el proceso de La Habana con la necesaria discusión de una reforma tributaria que no da espera.

El Presidente de la República, Juan Manuel Santos, aplazó de manera contundente la presentación, discusión y puesta en marcha de un proyecto de ley de reforma tributaria de origen gubernamental para el final del año, luego de que las recomendaciones de la Comisión Tributaria generaran un ruido político sin precedentes al final del año pasado, pues nada de lo recomendado en su momento por los expertos en el tema se había aprobado y la opinión pública ya lo daba por hecho. Además, con una alta dosis de filigrana política, se pensó que la discusión sobre la actualización impositiva se mezclaría con el plebiscito para aprobar los acuerdos de La Habana. De esto, ya han pasado tres meses y la coyuntura ha cambiado radicalmente, no hay plebiscito a la vista, y en cambio la estrechez fiscal cabalga y se necesitan muchos recursos frescos para la inversión creciente que requiere la infraestructura y el tan anunciado posconflicto que costará mucho dinero, por aquello de la deuda social que se tiene con las regiones más golpeadas por el accionar guerrillero.

El panorama fiscal para el Gobierno Nacional no es fácil: no hay plata, hay muchos compromisos, muchas promesas y un gran reto por delante que es sostener la paz en una país inequitativo en el campo y la ciudad. Es un imperativo modernizar el sistema tributario colombiano, atacar la evasión, acabar con muchas exenciones tributarias, formalizar a más empresarios y comerciantes informales y ampliar la base tributaria. Es un reto impopular, pero muy necesario si se actúa con ética pública. Colombia es uno de los países en donde menos se pagan impuestos y en donde el IVA es de los más bajos, situaciones que deben ser corregidas si queremos que los próximos años no sean tan problemáticos como los actuales.

En el tema tributario, los especialistas son bipolares: en tiempos de no discusión de una articulado formal de reforma tributaria, las voces al unísono piden una reforma tributaria estructural que compense las arcas en todos los estamentos sociales, pero cuando se conoce el articulado de un proyecto serio radicado en el Congreso, empiezan las voces en su contra y sobretodo el lobby para muchos gremios económicos, grandes grupos económicos y paraísos regionales en donde no se pagan muchos impuestos. El Gobierno Nacional debe hacer pedagogía que por una ruta van las necesarias negociaciones con la guerrilla para acabar con el conflicto de medio siglo y que devora gran parte del presupuesto, y por el otro, la discusión tributaria. Los políticos y los opositores han logrado juntar las dos cosas que tienen lazos comunicantes como es la financiación del posconflicto, pero no deben verse como un todo. Por un lado debe ir la discusión de la reforma tributaria con base en las recomendaciones de los expertos y por otro, el acuerdo de La Habana.

Conozca los beneficios exclusivos para
nuestros suscriptores

ACCEDA YA SUSCRÍBASE YA

MÁS DE EDITORIAL

Editorial 22/05/2024 Los momentos más críticos del cambio pensional

El Emisor ve viable administrar el gran fondo de las pensiones, pero aclara que no se pisará funciones con Colpensiones, como pagar mesadas o atender a los pensionados

Editorial 21/05/2024 Lo que haremos mañana será más importante

Informamos con calidad, precisión y sin sesgos sobre los temas económicos de Colombia y el mundo, cultivamos ese oficio desde hace 70 años, nuestro crecimiento nos obliga a mejorar

Editorial 20/05/2024 La verdadera crisis de los profesores

Los maestros andan por estos días en pie de lucha contra la Fiduprevisora, entidad a cargo de su sistema de salud, durante un Gobierno que les ha dado toda clase de privilegios