.
EDITORIAL La carrera por el “cosmos empresarial”
jueves, 22 de julio de 2021

En pocos días, Richard Brandson y Jeff Bezos revivieron una inédita carrera espacial, pero esta vez no son los gobiernos quienes están en franca competencia, sino las grandes empresas

Editorial

En economía no se puede comparar el Producto Interno Bruto de un país con el valor de capitalización en las bolsas de valores de alguna empresa multinacional, pero el ejercicio no deja de ser ilustrativo y curioso cuando se hacen estudios cualitativos, sobre todo cuando de ejercer poder o influencia se trata en una economía globalizada.

¿Si Usted fuera presidente y le pidieran cita dos personajes, un CEO de una multinacional tecnológica, y de otro lado, un homólogo de un país subdesarrollado, a quién atendería primero? Más allá de las consideraciones “buenistas” o de las respuestas políticamente correctas, lo propio es que Jeff Bezos, Elon Musk, Bill Gates, Mark Zuckerberg, Larry Page y Serguéi Brin, tengan prioridad en la agenda, por el simple hecho de que lideran organizaciones mundiales del sector productivo que están en capacidad de transformar ciudades, países, continentes o el mundo entero, si así lo deciden.

Las cinco corporaciones tecnológicas más grandes e influyentes del mundo tienen valor de mercado superior a los US$7 billones, cifra que comparada con el PIB de países es escalofriante: Apple vale US$2.000 millones, una cifra similar al PIB de Brasil; Amazon, US$1,6 billones, monto comparable con el PIB de Corea del Sur; Microsoft US$1,5 billones valor que es más grande que España y Australia; Google, US$1 billón con el que es igual a Holanda, y Facebook, US$782 millones, similar a la potencia petrolera de Arabia Saudita.

La inédita competencia entre Richard Brandson y Jeff Bezos por serlos primeros en hacer vuelos privados al espacio abre un nuevo capítulo en la historia de la conquista del Cosmos o su colonización. El poder económico que han atesorado y la búsqueda de nuevos horizontes para la humanidad es algo loable y tiene sentido si se mira al pasado y se encuentran nombres de empresarios de éxito que desarrollaron sectores económicos como la minería, el comercio, las manufacturas, el transporte y los alimentos. Todo no puede quedarse en manos del Estado, los gobiernos de turno que administran los escasos recursos públicos tienen otras prioridades como es la atención a los más necesitados.

Claramente no hay dinero para la investigación del Cosmos, ni para desarrollar nuevas tecnologías que dinamicen el transporte espacial; lo más probable es que sean estas empresas las llamadas a dar un nuevo salto y de paso reescribir el papel de los gobiernos.

Las grandes compañías de tecnología pueden hacer saltar el desarrollo de la humanidad, pues si esto se le deja a los gobiernos, estaríamos condenados a gatear por el cúmulo de problemas sociales.

Está bien que las bigtech que han llevado al mundo a una carta revolución industrial miren al Cosmos y se atrevan a conquistarlo, pero sería bueno también que le brinden otras alternativas a los seres vivos del planeta Tierra, explorando y protegiendo los océanos, los desiertos, las selvas tropicales, los bosques de niebla y todas esas áreas que están siendo depredadas por los hombres en su afán de producir la energía no renovable que satisfaga sus necesidades básicas.

Lo uno no excluye lo otro y es determinante que haya conciencia generalizada de que las cosas están cambiando a pasos agigantados y que el poder e influencia de las grandes corporaciones es inatajable, pues los gobiernos carecen herramientas para entrar en competencia.

MÁS DE EDITORIAL

Editorial 03/08/2021 La jugada de Ecopetrol para hacerse con ISA

De quien haya sido la idea de que Ecopetrol comprara ISA, fue un camino expedito para que ese activo se conserve de carácter mixto, mientras las circunstancias del país mejoren

Editorial 02/08/2021 Dos debates que deberían darse juntos

El Congreso debe debatir sobre impuestos y presupuestos, temas que tienen que ir más unidos para que el deber de pagar impuestos se asocie con el derecho a pedir

Editorial 31/07/2021 Las cosas vuelven a niveles prepandemia

El balance del empleo en junio mejora: hubo 20,6 millones de personas ocupadas; 16,2 millones inactivas, para un desempleo al sexto mes del año, en el total nacional, de 14,4%

MÁS EDITORIAL