El serbio consiguió el quiebre decisivo en el tercer juego del set final contra el austriaco para ganar su título 17 de Grand Slam

Reuters

Novak Djokovic resistió el domingo un feroz reto a su reinado en Melbourne Park y venció a Dominic Thiem 6-4 4-6 2-6 6-3 6-4, lo que le otorgó una octava corona del Abierto de Australia y el número uno del ranking mundial.

Rafael Nadal gobierna Roland Garros con 12 títulos, pero Djokovic domina en el Rod Laver Arena donde nunca perdió una final, pese a que el domingo el serbio estuvo bajo asedio durante un partido emocionante.

Por primera vez en ocho finales de Melbourne, Djokovic se vio obligado a recuperarse después de tres sets, sacudido por el poder y la decisión del austriaco Thiem.

Pero, como suele hacerlo, el serbio encontró el camino.

Djokovic consiguió un quiebre decisivo en el tercer juego del set final y luego se mantuvo firme mientras Thiem trataba de igualarlo.

En el último juego, el austriaco intento colocar sin éxito pelotas sobre las líneas para romper el servicio de Djokovic, que cerró uno de sus triunfos más trabajados.

Cuatro meses después de que Nadal detuvo al ruso Daniil Medvedev en la final del Abierto de Estados Unidos, el décimo séptimo título de Grand Slam del serbio mantiene el dominio de los "Tres Grandes" en los torneos mayores.

Djokovic, Nadal y Roger Federer han ganado 13 títulos de Grand Slam seguidos desde el trofeo que obtuvo el suizo en 2017 en Australia.