Cava Wine Bar and Shop ofrece una opción para que las compañías puedan personalizar sus eventos para un aforo máximo de 100 personas

Lilian Mariño Espinosa - lmarino@larepublica.com.co

Este año las empresas tendrán que ingeniarse la manera de celebrar con sus empleados los logros conseguidos en el año y hacer diferentes eventos para cambiar las tradicionales fiestas de cierre corporativo. Ahí es donde nace la idea de Cava Wine bar and shop que ofrece a las empresa una cata virtual a la que se pueden conectar hasta 100 personas.

Además de incluir las guías de sommeliers expertos, “quienes tiene como misión transportar a los asistentes a distintos lugares del mundo entre las notas de sus vinos y enseñarles a cazar dichas notas”, según explicó la compañía, la opción también permite que haya coanfitriones entre los invitados.

En la experiencias se enviarían tres botellas de diseño pequeño a cada participante y, si la empresa lo escoge, copas a manera de regalo. Dependiendo del presupuesto, la empresa también tiene la opción de enviar tablas de quesos y jamones personalizadas y diseñadas al gusto de los organizadores de la compañía.

“Uno de los pioneros del concepto en Bogotá es Cava Wine Bar and Shop, un lugar acogedor, lleno de cómodos sofás, que hacían sentir a sus invitados, como visitando a un amigo y tomando una copa en la sala de su casa. Pues este wine bar, se transformó a la par de la nueva normalidad y también es pionero en el concepto de llevar literalmente esa acogedora cata a los hogares de los colaboradores de las empresas que no pueden quedarse sin celebrar las fechas especiales y su permanencia y trabajo leal en las compañías”. explicaron.

La experiencia de la marca llegaría en cajas de cartón que también se pueden personalizar según las especificaciones necesarias y desde ya la empresa está recibiendo órdenes con el fin de que las empresas puedan organizar con tiempo estas celebraciones con sus empleados.