RIPE:
DIARIO FINANCIERO

Sin embargo, aún queda pendiente el término de contrato de cuatro aviones con un segundo lessor. Son todos Airbus A320

Diario Financiero - Santiago

Luz verde recibió esta mañana un acuerdo presentado entre Latam Airlines y la empresa que ofrece leasing de aviones AerCap, en el cual fijaron los términos para terminar el contrato de arrendamiento un avión Boeing serie NCL26329 que estaba utilizando la aerolínea y que, dada la actual situación del mercado, ya no es necesario.

El acuerdo fue presentado por la defensa de la aerolínea al juez a cargo de la reorganización  en Nueva York, el que finalmente visó el acuerdo voluntario entre las partes.

En el escrito definen una serie de condiciones del acuerdo y establecen un marco de acción para concretar la devolución de las naves. Uno de los compromisos que destaca en las 14 páginas, es que Latam declara que continuará con la cobertura de seguros y con el programa de mantenimiento de almacenamiento para cada "exceso de aeronave" hasta 15 días después de la fecha de entrada en vigencia de dicha moción.

De esta manera, los abogados de la aerolínea ligada a la familia Cueto aclaran que "esta estipulación servirá como aviso de una resolución consensuada a la moción de rechazo de aeronaves entre los deudores y las contrapartes de las aeronaves".

Otro de los puntos acordados es el formato de devolución del Boeing. Latam se compromete a dejar el avión en California -actualmente se encuentra en Santiago- con todos los registros técnicos y documentos relacionados.

De esta manera, la aerolínea también explica que cooperarán con AerCap en virtud de que se exija nuevos suministros de información para dar por fin su contrato, ya sean los consentimientos y autorizaciones de terminación del arrendamiento -que incluyen la transferencia del título- o el visto bueno de autoridades de aviación. Sin embargo, es el arrendador quien se hará cargo de los costos extras que significará la presentación de nuevos escritos.

En el caso de que AerCap evalúe que existió algún tipo de daño por el abandono del contrato de Latam, los reclamos se deben mostrar con pruebas a la Corte anteriores a la presentación de la aerolínea a la Ley de Quiebras de Estados Unidos.

De no ser así, "las contrapartes de la aeronave renuncian irrevocablemente a todos y cada uno de los derechos o derechos a un reclamo administrativo contra cualquiera de los Deudores (Latam) en cualquier forma que surja de o se relacione con el Exceso de Aeronave, o las transacciones financieras y / o de arrendamiento de aeronaves relacionadas con el Exceso de Aeronave y se les prohíbe presentar dicha reclamación".

Según el escrito, el acuerdo de las partes se hará efectivo después de ser aprobada por la Corte estadounidense, donde además esta misma "mantendrá la jurisdicción con respecto a cualquier asunto, reclamo, derecho o disputa que surja o esté relacionado con la moción o la implementación o cumplimiento de esta estipulación".

Sin embargo, quedó pendiente un segundo acuerdo de cuatro aviones de la familia A320 de Airbus con el arrendador Genesis. La Corte en Estados Unidos aceptó que se vuelva a discutir el destino de estas unidades el 23 de junio, pero quedó abierta la posibilidad de que la aerolínea y su contraparte envíen un documento con las condiciones del término de contrato.