Nuevos datos de la Reserva Federal de EE.UU. proporcionan una mirada integral de la riqueza de Estados Unidos durante el primer semestre del 2020

Bloomberg

Los 50 estadounidenses más ricos ahora poseen casi la misma riqueza que la mitad de Estados Unidos, a medida que el covid-19 transforma la economía de una manera que ha favorecido desproporcionadamente a una pequeña clase de multimillonarios.

Nuevos datos de la Reserva Federal de EE.UU., que proporcionan una mirada integral de la riqueza de Estados Unidos durante el primer semestre del 2020, muestran marcadas disparidades por raza, edad y clase. Mientras que el 1% más rico de los estadounidenses tiene un patrimonio neto combinado de US$ 34.2 billones, la mitad más pobre (alrededor de 165 millones de personas) posee solo US$ 2.08 billones, o 1.9% de toda la riqueza de los hogares.

Por su parte, las 50 personas más ricas del país tienen un patrimonio combinado de casi US$ 2 billones, según el índice de multimillonarios de Bloomberg, lo que representa un incremento de US$ 339,000 millones desde principios del 2020.

El covid-19 ha exacerbado la desigualdad en Estados Unidos, al tiempo que la pérdida de empleos recae en gran medida en los trabajadores de servicios de bajos salarios y que el virus infecta y mata de manera desproporcionada a las personas de color.

Mientras tanto, muchos profesionales de la clase media alta están trabajando desde sus casas, viendo cómo sus cuentas de jubilación aumentan de valor después de que el Tesoro de EE.UU. y la Fed inyectaran estímulos a la economía y los mercados.

Otra razón clave de la disparidad de la riqueza es que la gran mayoría de los estadounidenses no se benefician del aumento de los precios de las acciones. La exposición del último 90% de la población al mercado de valores ha estado disminuyendo durante casi dos décadas.

Desde que alcanzó un máximo de 21.4% en el 2002, los estadounidenses de clase media alta han visto una disminución de 10 puntos porcentuales en su participación en el capital social de las empresas. Se observa un patrón similar en la mitad inferior.

El 1% más rico posee más de 50% del capital social en corporaciones y en acciones de fondos mutuos, muestran los datos de la Fed. El siguiente 9% de los más ricos posee más de un tercio de las posiciones de renta variable, lo que significa que el 10% superior de los estadounidenses posee más de 88% de las acciones.

Los datos de la Fed también muestran que la generación de los millennials, nacidos entre 1981 y 1996, controlan solo 4,6% de la riqueza de Estados Unidos a pesar de que son el mayor grupo etario en la fuerza laboral, con 72 millones de miembros. Y la parte del pastel que tienen los afroamericanos es del mismo tamaño que hace 30 años.

Al igual que el país en su conjunto, la riqueza de los jóvenes estadounidenses se concentra en unas pocas manos. Tres millennials —los cofundadores de Facebook Inc. Mark Zuckerberg y Dustin Moskovitz, junto con el heredero de Walmart Inc. Lukas Walton— controlan personalmente uno de cada US$ 40 en poder de su cohorte generacional.

“La pandemia está ampliando aún más las brechas de riqueza y movilidad económica”, dijo el martes el presidente de la Fed, Jerome Powell, advirtiendo que la recuperación del país se debilitará sin más ayuda gubernamental. “Un largo período de progreso innecesariamente lento podría continuar exacerbando las disparidades existentes en nuestra economía”.