RIPE:
DIARIO FINANCIERO

Las declaraciones del mandatario tiene lugar luego de que el Gobierno sufriera un revés por la decisión del juez Fabián Lorenzini

Diario Financiero

Para horas de esta tarde está previsto en Argentina el punto máximo de la jornada de protesta contra el plan de expropiación de la empresa productora de cereales Vicentín, la cual fue organizada unas 60 localidades como Avellaneda –la sede de la firma en Santa Fe- y en otras provincias bajo la consigna "Banderazo nacional" contra la intervención del gobierno.

Junto con reaccionar a esta movilización señalando que "no me preocupa el banderazo; es gente que está confundida", el presidente Alberto Fernández reiteró hoy la voluntad de someter a la compañía al control del Ejecutivo indicando que sigue "buscando los caminos para que el Estado se haga cargo de la cerealera Vicentín, resuelva los problemas y tengamos una empresa que nos permita ver como ese mercado funciona y se desarrolla", según declaraciones consignadas por el diario El Cronista.

En este sentido, fustigó a los manifestantes afirmando que avalan la actuación de los dueños de la Vicentin en circunstancias que están siendo investigados por la justicia. "No es que lo digo yo o [el director del Banco Nación] Claudio Lozano. Hay un comité de bancos internacionales y el banco mundial que pidieron en la justicia de Nueva York una investigación para analizar el vaciamiento y lavado de dinero de Vicentin", sostuvo de acuerdo a lo informado por el diario La Nación.

Las declaraciones del mandatario tiene lugar luego de que el Gobierno sufriera un revés por la decisión del juez Fabián Lorenzini que restituyó al directorio de la cerealera y cesó las funciones de los interventores que había designado el presidente Alberto Fernández, los cuales pasaron a ser "veedores controladores".

En paralelo, el gobernador de Santa Fe, Omar Perotti, propuso una vía alternativa para intenta rescatar a la empresa sin llegar a la expropiación, opción que fue apoyada por Fernández. "Valoro enormemente el esfuerzo de Perotti",  indicó y junto con pedir que esta iniciativa sea aceptada, advirtió: "si el juez dice que no a la propuesta, solo nos queda expropiar", en declaraciones a radio El Destape.

Reiteró que el objetivo de su administración "es que el Estado tenga la mayoría accionaria y se haga cargo de la empresa. Entre lo que tienen los bancos, lo que deben a los productores y a lo que por ahí podemos acceder comprando parte de las acciones con YPF, podemos llegar a más del 50%. El objetivo es controlar la empresa", recalcó.

"Si el juez dice que no a la propuesta, solo nos queda expropiar"

Aunque hasta anoche el gobierno de Argentina se inclinaba por una salida distinta a la de expropiar la empresa agroexportadora Vicentin, este sábado se reveló un vuelco en las intenciones de la autoridad máxima del país trasandino.

Según consigna el diario La Nación, el presidente de Argentina, Alberto Fernández, confirmó hoy que la expropiación sigue siendo una opción ante la crisis de Vicentin, después de mostrarse abierto a una opción intermedia.

"Si el juez dice que no a la propuesta, solo nos queda expropiar", dijo el Mandatario en declaraciones a radio El Destape.

Eso sí, indicó que sigue "buscando los caminos para que el Estado se haga cargo de la cerealera Vicentin, resuelva los problemas y tengamos una empresa que nos permita ver cómo ese mercado funciona y se desarrolla", agregando que "sigo diciendo que estoy dispuesto absolutamente a encontrar una solución alternativa".