El Fondo Monetario Internacional presentó cinco datos que empiezan a revelar cuál será el efecto que tendrá este patógeno

Paola Andrea Vargas Rubio - pvargas@larepublica.com.co

ARTÍCULO RELACIONADO

Después del Covid-19 en China

En las últimas semanas se ha hablado sobre cuáles son los efectos que dejará el Covid-19 en la economía mundial, producto de las medidas que han adoptado los gobiernos para contener la propagación y expansión del virus que ya se acerca a 1,5 millones de casos confirmados en el mundo.

De acuerdo con un análisis del Fondo Monetario Internacional (FMI) hay cinco impactos económicos de la pandemia que ya se empiezan a identificar. El primero se evidencia en la propagación acelerada del patógeno, lo cual ha llevado a que varios países como Italia y España estén cerradas y registren a diario cientos de muertes.

Las medidas de aislamiento que no solo se han adoptado en Europa, sino también en varios países de Latinoamérica que han generado una reducción en el uso de electricidad. Esta baja en el consumo se registra en Italia, especialmente en las regiones del norte, donde las tasas de infección han sido considerablemente más altas, tal como lo señala el gráfico elaborado por el FMI y que es un efecto económico.

El tercer efecto en la economía se evidencia en la tasa de desocupación. “El desempleo es una de las variables que más se verá afectado luego de la crisis generada por el Covid-19 no solo por las cifras que se alcanzarán a nivel nacional, sino los impactos que este virus está generando en el mundo”, dijo David Nieto Martínez, docente y coordinador del área financiera de la Facultad de Ciencias Económicas y Administrativas de la Universidad El Bosque.

LOS CONTRASTES

  • David Nieto MartínezDocente y coordinador del área financiera de la Facultad de Ciencias Económicas y Administrativas de la Universidad El Bosque

    “Colombia no será ajeno al impacto en el desempleo, ya que será uno de los mayores problemas a nivel socioeconómico que se va a presentar en los próximos meses a nivel global”.

Este efecto en materia laborar ya se empezó a notar con fuerza en Estados Unidos, ya que “en las últimas dos semanas de marzo, casi 10 millones de personas solicitaron beneficios de desempleo. Nunca antes se había visto un aumento tan abrumador y sorprendente, ni siquiera en el pico de la crisis financiera mundial en 2009”, señala el documento del FMI.

Con base en esto, Nieto Martínez dijo que es importante entender que las proyecciones acerca de que se podrán perder entre cinco millones y 24 millones de empleos producto de esta crisis también tocará a Colombia. “Esto será uno de los mayores problemas a nivel socioeconómico que se va a presentar en los próximos meses”, añadió.

El cuarto impacto de la pandemia se evidencia en que los mercados emergentes se están empezando a contraer. “Después de mostrar poco movimiento a principios de año, los últimos índices de las encuestas de gerentes de compras (PMI) apuntan a una fuerte desaceleración en la producción manufacturera en muchos países, lo que refleja caídas en la demanda externa y crecientes expectativas de disminución de la demanda interna”, citó el FMI.

El último efecto que señala el organismo internacional se refleja en la modesta mejora en la actividad económica en China. Esta reactivación se demuestra en “datos satelitales diarios sobre las concentraciones de dióxido de nitrógeno en la atmósfera local, un indicador de la actividad industrial y de transporte (pero también la densidad de la contaminación como un subproducto del consumo de combustibles fósiles)”, señaló el documento.

Pese a que este es un dato positivo, ya que el gigante asiático podría empezar a jalonar la demanda mundial, los expertos del FMI señalaron que no se puede descartar un resurgimiento de la pandemia en ese país y en otras naciones, debido al levantamiento de algunas de las medidas de contención.

Con base en estos cinco aspectos, el FMI señaló que el virus había llevado al mundo a una recesión que sería peor que la crisis financiera mundial.

El choque de este patógeno en el PIB
El impacto del Covid-19 no se sentirá de forma generalizada en la economía de todos los países. De acuerdo con un análisis de BNP Paribas, en Estados Unidos, los remesones paralelos de oferta y demanda resultarán probablemente en una contracción severa en el segundo trimestre y una recuperación en Forma de ‘U’ prolongada hasta la segunda mitad de 2020, mientras que en naciones como Chile se espera que el shock externo y la incertidumbre de la política doméstica afecten gravemente el crecimiento.