Entre 40% y 50% de los colombianos promueve la cultura previsional financiera.

Andrés Octavio Cardona - acardona@larepublica.com.co

La cultura del ahorro es una de las metas financieras más importantes que las personas establecen cada inicio de año con el propósito de cumplir varios objetivos, pero que solo llevan a cabo entre 40% y 50% de colombianos de manera regular y constante.

De este modo, pocas personas hacen de este hábito una actividad permanente en sus vidas, sin llegar a saber que solo guardando entre 5% y 10% de su salario pueden acercarse a adquirir con mayor facilidad bienes como inmuebles o vehículos y acceder a programas de educación especializada o al viaje que siempre ha soñado.

Para iniciar con esta cultura, debe saber en primer lugar que ahorrar no significa no gastar en la actualidad o en su día a día para disponer libremente de esos recursos más adelante en actividades sin ningún fundamento u objetivo claro.

“Ahorrar para cumplir sueños y metas establecidas con mucho tiempo de anticipación o mejorar su estabilidad financiera a través de la adquisición de bienes como finca raíz, siempre será más orientativo sobre el papel que debe cumplir el ahorro permanente”, apuntó Javier Mendoza, experto en finanazas personales de la Universidad de Antioquia.

Algunas personas adquieren esta disciplina desde muy pequeños, lo que es una situación ideal. Sin embargo, no hay edad para tomar esta buena práctica. Entidades expertas en el tema de finanzas personales como Datacrédito Experian han recomendado la importancia de volver el ahorro una constante, tal como comer saludablemente o mantener el cuerpo en un buen estado físico a través de la actividad física regular.

No obstante, uno de los errores que se cometen con más frecuencia es querer ir más allá de sus capacidades.

“Hay personas que quieren suplir un déficit financiero o adquirir un bien en el menor tiempo posible y deciden, de un momento a otro, ahorrar hasta 50% de su sueldo, lo que crea un desequilibrio económico que se nota de inmediato. Lo mejor es empezar de manera progresiva, sin apresurarse y manejando la ansiedad consumista que a veces se tiene”, agregó Mendoza.

Sin importar su nivel de ingresos, lo más conveniente es iniciar con una meta de hasta 10% de su salario e ir avanzando de a poco, según expertos.

Debe tener muy claro cuáles son sus obligaciones

Para empezar 2019 con las cuentas claras, uno de los mejores consejos financieros es determinar cada mes cuál es su ingreso mensual, los gastos usuales como alimentación o transporte, deudas y los recursos libres para actividades como ocio. “Aunque parezca algo básico, las personas se impresionarían de saber que no la mayoría lleva un control preciso de sus finanzas diarias, lo que dificulta el ahorro”, dijo Mendoza.