Celebran este año su aniversario número 20, con estrategias y nuevos servicios para recuperar confianza de sus clientes tras aislamiento

Lina Vargas Vega - lvargas@larepublica.com.co

El 3 de agosto se expidió la resolución que contempla los protocolos de bioseguridad para gimnasios y desde septiembre, según los gobiernos locales y los resultados de los planes piloto del mes anterior, se dio luz verde para la apertura paulatina de estos establecimientos. Sin embargo, no todas las personas han recuperado la confianza de ir a establecimientos públicos. Esto, sumado a las pérdidas de pandemia, es un grave problema para los centros deportivos. César Casallas, gerente general de Spinning Center, habló de las estrategias para recuperar clientes como crear un marketplace y clases personalizadas.

¿Qué afectaciones representó la pandemia para ustedes?

La pandemia ha traído pérdidas de toda índole, dejamos de operar seis meses, desde marzo hasta la fecha que empezamos a abrir las sedes. Esto causó el cierre de dos sedes por falta de acuerdo con los dueños de los locales, lo que significa para nosotros perder ingresos por $20.000 millones y la reducción del personal.

La crisis además generó un pasivo de arriendos porque si bien durante los meses de confinamiento estuvimos cerrados, los contratos de arrendamiento no pudieron detenerse, se negociaron a tarifas entre 20% y 30% sobre el valor del arriendo, pero mes a mes se acumuló y a la fecha tenemos un gran pasivo.

¿Esperar reemplazar las sedes que cerraron?

Queremos reubicarlas, las cerramos no porque fueran malos negocios, sino porque no fue fácil llegar a un acuerdo. Esperamos la reapertura de los dos gimnasios cuando todo se normalice, tal vez con la llegada de la vacuna.

¿De cuántos empleos tuvieron que prescindir?

Las clases grupales han desaparecido, por esto al menos 100 personas no han podido retomar actividades con nosotros, 30% del personal administrativo renunció porque encontraron otros trabajos. Creo que mínimo se han perdido 200 empleos entre directos e indirectos en la compañía. Ahora tenemos 300 colaboradores.

¿Plantearon estrategias de crecimiento para la reapertura?

Estamos haciendo una campaña de aniversario de 20 años para invitar a nuestros clientes a volver. Hemos instalado al pie de la letra todos los protocolos de bioseguridad para que nuestros afiliados se sientan seguros, estamos reactivando todos los convenios corporativos que teníamos, también reactivamos las membresías y planes especiales que teníamos, tenemos paquetes personalizados muy atractivos para que la gente retome sus actividades.

Lanzamos un producto nuevo que es el alquiler de equipos, esto nos ayudó mucho en pandemia para pagos parafiscales y contratos. Adicionalmente montamos y vamos a lanzar próximamente un marketplace en nuestra página web para vender productos afines a nuestra actividad como suplementos, ropa deportiva, accesorios, micrófonos, parlantes, audífonos y dispositivos para medición deportiva.

¿Cuántos clientes tienen?

Al momento de cerrar por confinamiento teníamos 56.000 afiliados en 22 sedes, hoy tenemos 20 sedes, estamos en promedio de 50.000 afiliados. Hay muchos clientes que aún no ha tomado la decisión de volver o tiene sus planes congelados.

¿Las tarifas de suscripción bajaron?

Mantuvimos los precios. Las tarifas están desde $70.000 el plan básico hasta $700.000 el plan anual. Adicionalmente tenemos servicios médicos de nutrición, fisioterapia y médico deportólogo.