jueves, 27 de octubre de 2016
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Juan Pablo Vega B. - jvega@larepublica.com.co

Aunque la comercializadora debe en este momento a XM $96.408 millones, deuda que puede crecer cada semana, de llegar a cumplir un estricto cronograma en el próximo mes, podría evitar el racionamiento de tres horas al que hasta este momento estará sometido a partir del 2 de noviembre. 

La deuda que registra XM, esta dividida en los $88.916 millones que Electricaribe debe demostrar en garantías que sirvan de respaldo para las operaciones que realiza en la bolsa, de donde adquiere 40% de su energía, además de $7.492 millones, que no quedaron cubiertos por las garantías, por una factura vencida en septiembre.

Sin embargo, para poder evitar la orden de limitación de suministro, al menos por una semana, tiene que pagar cerca de $28.200 millones, correspondientes al saldo de la factura que no se pagó en septiembre, más la primera garantía que incumplió desde el pasado 11 de octubre, por un valor de $20.600 millones. 

Pagar estas deudas, haría que la limitación de suministro, según la cual XM le ordenaría restringir el servicio, quedara pospuesta por unos días hasta el 9 de noviembre. 

En esa fecha, Electricaribe tendría que garantizar ante el operador del mercado la disponibilidad de cerca de $23.500 millones, de la obligación que no cumplió el 18 de octubre, para poder tomar un segundo aire sobre este aviso de racionamiento.

El 11 de noviembre, la comercializadora tendría que demostrar garantías por cerca de $4.400 millones, correspondientes a otra garantía no presentada el 20 del mes pasado. 

Para completar este apretado cronograma y ponerse al día ante el operador del mercado de energía, Electricaribe tendría que demostrar las garantías de aproximadamente $40.000 millones, correspondientes al compromiso del 25 de octubre. 

Sobre este apretado calendario que tendría que cumplir la compañía en los próximos días, César Lorduy, presidente de Lorduy Asociados, expresó que “todo indica que vamos a continuar dependiendo de lo que Electricaribe ha manifestado y es que a pesar de todos sus esfuerzos, los recursos financieros con los que cuenta no le permiten atender la totalidad de sus obligaciones con base en lo que recauda”.

En las últimas semanas, varios sectores políticos han lanzado propuestas como que EPM tome la operación de Electricaribe, o que haya, como se ha sugerido en distintas ocasiones, una intervención a la compañía por parte del Gobierno, lo que tampoco parece viable, según el senador del Partido de La U, José David Name, quien cree que las entidades no tienen el conocimiento para asumir la operación tal como está. 

“La salida no es fácil, viene la demanda contra la Nación y tampoco se le ve buen futuro a que salgamos airosos en ese caso”, expresó Name. 

Habrá que esperar a conocer cuál será la respuesta del Gobierno para evitar un apagón. 

Hospitales y  colegios no se verán afectados

En caso de no cumplirse con los pagos a los que todavía puede recurrir Electricaribe y evitar limitaciones de suministro, XM le ordenará efectuar cortes de luz por tres horas al día, con algunas salvedades. Es el caso de los hospitales, colegios y batallones, que por un fallo de la Corte Constitucional, quedaron cubiertos para este tipo de situaciones. Aunque la comercializadora debe hacer llegar al operador del mercado información que indique la ubicación de estos sitios para no quedar bajo riesgo, la compañía aún no lo ha hecho. 

Las opiniones

José David Name
Senador del Partido de la U    

“El Gobierno sabe que es parte del problema de energía en el Caribe por no cubrir los subsidios necesarios”.

César Lorduy
Presidente de Lorduy Asociados

“La Superintendencia de Servicios debe verificar los incumplimientos y sus razones, además de buscar actuaciones urgentes”.