.
CONSUMO Colombianos buscan ser más prácticos
domingo, 5 de marzo de 2017
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Felipe Londoño Chavarriaga

Esto se traduce en que 984.000 nuevos hogares aprovecharon estos canales, con la idea de lograr practicidad. Lo más interesante es que sigue ocupando un pequeño espacio en la canasta familiar, por lo cual las posibilidades de crecimiento son grandes y fuertes.

Respecto al Internet mixto, o sea el canal que ofrece la posibilidad de comprar en el punto y a través de la red, la penetración aún es baja y es de 4%, es decir 290.000 hogares. Cabe resaltar un hecho bastante interesante: entre 2015 y 2016 fueron más de 200.000 hogares nuevos los que hicieron adquisiciones por esta modalidad. En cuanto a Internet puro, en donde la compra solo se realiza a través de la red, se mantuvo estable.

El crecimiento en términos de valor de Internet mixto fue de 312%, es decir que para 2016, la gente compró a través de esta modalidad el triple de 2015. La leche y la gaseosa, en materia de alimentos; el papel higiénico y el desodorante, en aseo personal; y los detergentes y limpiadores, en el aseo del hogar, fueron las principales categorías que los colombianos adquirieron a través del Internet mixto. En promedio fueron seis categorías obtenidas por este medio.

En cuanto a la compra telefónica, domicilios, las gaseosas, las cervezas y el pan fueron los productos que lideraron la tendencia. Con esta modalidad, los hogares adquirieron en promedio cinco categorías. En este caso, se ganaron 400.000 hogares más en 2016, comparados con 2015, alcanzando una penetración de 14%. 

En el área de venta por catálogo no se presentaron mayores cambios, pero sí ocurrió algo muy particular y llamativo, con un nuevo e innovador tipo de oferta, una en el que el folleto no incluye únicamente los productos de una sola empresa sino de varias, se logró un incremento de 376.000 hogares, lo que significa un crecimiento de 102% en valor entre 2015 y 2016. 

Café, chocolate y modificadores de leche hacen parte de los principales productos de este tipo de venta. En aseo personal el foco estuvo sobre las  cremas faciales y corporales. A través de ese canal los hogares compraron en promedio tres categorías en 2016.

Es de recalcar que ese casi millón de nuevos hogares son muy variados entre ellos. Específicamente respecto a la venta de catálogo emergente, son principalmente de estrato 2, de familias de una o dos personas, compuestos por amas de casa jóvenes y en promedio hasta los 34 años. 

Los hogares que en 2016 compraron por Internet mixto, y que no lo habían hecho en 2015, fueron de estrato 4. Se trató de familias conformadas por tres y cuatro personas, con amas de casa hasta los 34 años en promedio y que residen principalmente en Bogotá y el Pacífico. Con la venta por teléfono las compras fueron hechas por los estratos 5 y 6. Familias de tres a cuatro personas, compuestas por amas de casa entre los 35 y 49 años y principalmente radicadas en Bogotá y Medellín.

Estas modalidades de venta hacen que los fabricantes se pongan el reto de entrar a más hogares y hacer que se fidelicen a su marca. Para ello, es clave tener en cuenta que los compradores buscan mayor variedad y número de canales, por lo cual deben idear formas novedosas de llegar a los consumidores.

En esta medida, una tendencia de 2016 y que se espera siga proyectada en 2017, es que los hogares ya no se concentran tanto en hacer sus compras en pocos canales sino que están buscando la variedad, como mejores precios para hacer impactar de manera positiva el bolsillo y les alcance para más productos en una sola compra. Todo apunta a que se desea ser inteligente y práctico en el gasto.