Analistas

Una oportunidad única, desperdiciada

La mayoría de los comentarios son versiones condensadas de textos más largos.El Presidente Obama es todo lo que sus críticos decían de él en 2008 – inexperimentado e ingenuo.

Tuvo una oportunidad (que sólo se da en una generación) para llevar a Estados Unidos hacia un nuevo y osado camino.
En su toma de protesta, el país era en gran parte maleable y estaba abierto a nuevas formas de actuar. El Sr. Obama debía forjar consensos y controlar la agenda, y no hizo ninguna de las dos cosas.
En lugar de enfocarse en la economía, que estaba en riesgo, imperiosamente se echó para atrás y apeló por lo que eventualmente resultó ser una iniciativa de "reforma" para el servicio médico muy imperfecta.
 
En lugar de buscar individuos para crear un equipo vigoroso y comprometido, recreó la Casa Blanca de Clinton e intentó ganarse a Wall Street.
Trabajé 14 horas al día como voluntario para ayudar a elegir a este hombre: organicé 300 voluntarios en el área de Denver. Creo que una oportunidad como la que tuvo el Sr. Obama en 2008 nunca volverá a verse mientras viva.
 
Resulta exasperante la miope creencia del Sr. Obama, compartida por la mayoría de los demócratas, de que el conflicto haría que el presidente y su partido no fuera popular. Es difícil hacer una política pública eficaz, pero hacer concesiones sólo empeora las cosas.
– J., Colorado
 
Los estadounidenses quieren un presidente fuerte. Quieren alguien que muestre los dientes de cara a la obstrucción – quieren un guerrero.
El Sr. Obama cometió el error de jugar al centrista con un radicalizado Partido Republicano, lo que sólo normalizó sus insanas posturas. El Sr. Obama debió haber estado peleando contra los republicanos desde el principio.
Sin embargo, todavía no es muy tarde.
– Time Kane, Arizona
 
Me gustaría que el Sr. Obama y los demócratas al menos tuvieran una doble campaña – un tono feliz para los éxitos, de los que hay muchos, y arremeter contra los republicanos por ponerse como fieras y haber procurado que la economía volviera a estancarse. Y sí, la campaña también debería esforzarse para recordar a los votantes cómo nos metimos en esto.
– Jack Archer, California
 
Los republicanos del Congreso preferirían que Estados Unidos volviera a caer en recesión en lugar de que el Sr. Obama sea reelecto. Odio decirlo porque soy republicano, aunque voté por el Sr. Obama en 2008.
– B. W. Shook, Indiana
 
El problema del Sr. Obama es que gran parte del electorado estadounidense no puede distinguir entre verdad y mentira. Es lo peor de la quiebra económica – la forma en que ha revelado la enorme insuficiencia de nuestro sistema político.
– Bob H., Nueva Jersey