.
EDITORIAL

¿Hay que estar a la moda con la protesta social?

miércoles, 20 de noviembre de 2019

Hay muchas justificaciones crónicas para salir a protestar contra los gobiernos de turno o el mismo Estado, pero esta vez no hay razones económicas de peso para generar incertidumbre

Editorial


Al asesinado líder conservador, Álvaro Gómez Hurtado, le adjudican el comentario popular de que “Colombia siempre estaba a la penúltima moda”, al referirse a que a nuestro país siempre llegaban las tendencias sociales varios años después que a otros. Eso parece ser lo que sucede con la ola de protestas que recorre a América Latina y que ha desestabilizado a Chile, llevándolo a una constituyente para reformular su carta política; que obligó al gobierno ecuatoriano a mantener los subsidios a la gasolina que lo llevarán a un insostenible déficit fiscal, y a nuevas elecciones presidenciales en Bolivia, luego de que se comprobara que el presidente, Evo Morales, amañara los resultados a su favor. Y en una suerte de efecto dominó en Colombia, en donde grupos de estudiantes universitarios, centrales obreras, cooperativas de campesinos, algunos transportadores, artistas solitarios, partidos en oposición al Gobierno Nacional y hasta reinas de belleza, se han unido a una gran protesta convocada desde hace varias semanas para rechazar varias medidas económicas, que curiosamente, nunca han sido mencionadas ni anunciadas por el Presidente ni su gabinete. Eso no quiere decir que el país no necesite de reformas estructurales para garantizar un mejor bienestar social de todos.

Por ejemplo, por más impopular que suene, es necesaria una reforma laboral que le garantice a los miles de trabajadores informales de las nuevas plataformas tecnológicas que están generando miles de empleos, formas de salario justo con plena seguridad social, que hoy no se puede formalizar por los abigarrados contratos laborales de extensas jornadas de 48 horas y los altos costos laborales que representa generar empleos formales. Lo mismo sucede con la urgente reforma pensional que se debe hacer para garantizarle pensión a todos los colombianos y no a un pequeño grupo como ahora sucede, y es más, que reorganice los millonarios subsidios que se llevan las pensiones más altas y que están desangrando el futuro de Colpensiones, una estructura financiera que debe prevalecer.

La economía colombiana va bien a la luz de las cifras del último trimestre cuando creció 3,3%. Si miramos ese porcentaje desagregado, veremos que el sector financiero creció 8,2%, pero solo aportó 0,3 del valor agregado; el comercio al por menor y al por mayor subió 5,9% y respondió por 1,1% del total, dado que genera uno de cada cuatro empleos. La demanda de los hogares subió 4,9%; el consumo de alimentos y bebidas no alcohólicas creció 7,8% entre enero y septiembre. Las ventas de vehículos subieron 6% en el año y motos 11%. La educación crece 3,7% y la atención de la salud y servicios sociales 6,2%. Las actividades artísticas y de entretenimiento crecen 2,9% y responden por 0,1%, igual que el aporte de la minería. Las actividades profesionales, científicas y técnicas crecen 4,7% y los servicios administrativos y de apoyo 3,7%, con un aporte de 0,3% en el valor agregado del PIB. Agricultura, manufacturas y minería solo contribuyen 0,6% cada una, actividades expuestas a riesgos globales. Hay muchas razones para protestar, pero hay que ser conscientes de que el Gobierno Nacional está siendo sometido a una suerte de abanico de protestas sociales, de marchas y de paros a los que no les importa si la economía va bien o mal, lo único que les interesa es hacerse sentir y catapultar políticos populistas de cara a las próximas elecciones presidenciales.

Conozca los beneficios exclusivos para
nuestros suscriptores

ACCEDA YA SUSCRÍBASE YA

MÁS DE EDITORIAL

Editorial 15/07/2024 Los beneficios tributarios en la reactivación

El Gobierno está metido en un inédito problema de caja y además tiene el imperativo de presentar un plan de reactivación con unos beneficios tributarios ¿quién va a pagar todo?

Editorial 13/07/2024 La Selección y otros propósitos nacionales

Está claro que solo el fútbol une a Colombia y que gane la selección es el propósito nacional, pero ¿qué otros propósitos de bien común debe tener un país huérfano de grandes victorias?

Editorial 12/07/2024 Las lecciones empresariales de la Selección

Colombia está en modo fútbol por el excelente desempeño deportivo de la selección, como consecuencia de las buenas decisiones en la administración del recurso humano