.
EDITORIAL Biden debe dar un ‘estartazo’ económico
lunes, 18 de enero de 2021

El inicio de la presidencia de Joe Biden estará marcado por el impulso que tiene que darle a la economía de Estados Unidos

EditorialLR

Desde este miércoles terminará la temporada del presidente Donald Trump en la Casa Blanca, marcada por la polarización que generó incluso antes de que ganara las elecciones en 2016. El empresario, más allá de las divisiones que deja como legado y de la disputa comercial que aún mantiene con China, le entrega a Joe Biden un país golpeado por la peor crisis mundial a causa de la pandemia, por lo que su principal movida deberá ser impulsar la recuperación de la economía más grande del mundo.

El demócrata tiene a su favor que tendrá poder de decisión tanto en la Cámara de Representantes como en el Senado, lo que augura que el plan que presentó la semana pasada pueda salir victorioso del Capitolio, en medio de los datos que muestran que a la recuperación aún falta meterle el acelerador, pues hay caídas en las ventas minoristas y un aumento del desempleos que reportó el Departamento de Trabajo la semana pasada, que acabó con una racha de siete meses en los que se generaron nuevos puestos de trabajo.

El ‘estartazo’ económico que quiere dar Biden tiene una propuesta por US$1,9 billones con los que pretende sacar adelante iniciativas como el giro de cheques por US$1.400, que se sumarán a la cifra de US$600 del último plan que firmó Trump. Tal como lo destaca el Wall Street Journal se contempla “una moratoria federal de desalojos hasta septiembre y ofrecería US$30.000 millones en asistencia para el alquiler y las facturas de servicios públicos y US$5.000 millones para viviendas de emergencia.

También aumentaría el salario mínimo a US$15 la hora. (...) Biden reforzaría el crédito fiscal por ingresos de trabajo, que es un subsidio salarial. Y aumentaría el actual suplemento de beneficios de desempleo federal de US$300 por semana a US$400 y ampliaría la fecha de vencimiento desde mediados de marzo hasta septiembre”. Todo un arsenal de medidas que se justifican con un monto que vuelven a este plan el más alto aprobado en la historia de Estados Unidos. Hay que tener en cuenta que para la crisis inmobiliaria se otorgaron tres paquetes de estímulo entre 2008 y 2010: uno en el gobierno de George W. Bush y dos en el gobierno de Barack Obama. Mientras que Trump firmó un plan de alivios económicos por US$900.000 millones semanas antes de abandonar la Casa Blanca.

De concretarse la recuperación económica los ganadores no solo serán los estadounidenses, sino también sus aliados. Y ahí es donde debe entrar a jugar Colombia, pues su principal socio comercial continúa siendo Estados Unidos. Las exportaciones locales todavía no han logrado recuperarse del golpe de la pandemia y aún a noviembre del año pasado, el dato más actual registrado por el Dane, muestran un desplome de 22,5% en comparación con el mismo periodo de 2019.

El gigante norteamericano representa casi 30% de los envíos internacionales que hace el país, por lo que parte de nuestra recuperación económica deberá aprovechar los éxitos que logre Biden. Los empresarios no deben desaprovechar las puertas que ya abrió el Tratado de Libre Comercio, una vez las condiciones de salud lo permitan, y el Gobierno debe asegurar que dichas puertas no se cierren, evitando los errores diplomáticos que se cometieron durante la campaña presidencial en ese país.

MÁS DE EDITORIAL

Editorial LR 01/03/2021 Hay que empezar por oír las ideas de los candidatos

El país político debe empezar a seducir con propuestas para saber éstas cómo impactan la economía. más que candidatos, precandidatos y post-candidatos, se necesita conocer sus ideas

Editorial LR 27/02/2021 Razones de peso para creer en la reactivación

La reactivación llegará de la mano de las obras de infraestructura, pero para ello, funcionarios, constructores y banqueros deben “desodebrechitizar” sus acciones

Editorial 26/02/2021 “La iniciativa privada es el mejor aliado”

Resaltar la labor de empresarios regionales es un deber, pues en ellos está el progreso, la generación de empleo y el pago de impuestos, y hoy más que nunca se debe rodear su actividad

MÁS EDITORIAL