.
ANALISTAS Finanzas sanas en su empresa
martes, 25 de noviembre de 2014
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Unas finanzas sanas constituyen la base para que cualquier empresa perdure a lo largo del tiempo. Una mala gestión financiera genera endeudamiento excesivo o  insuficiente; gastos e inversiones que no aportan ningún valor; ingresos inferiores a los gastos, etc.

Hoy, más que nunca se requiere cuidar la salud financiera para sobrevivir.

1. Tener las finanzas controladas y ordenadas en todo momento

Muchas empresas presentan falta de planificación en materia financiera. Para perdurar en el tiempo, el primer paso consiste en realizar un análisis de la situación financiera en la organización. Se deben responder cuestiones como:

Cuál es el patrimonio actual de la organización. Es importante conocer el valor real de los equipos, maquinarias y otros bienes de la empresa.

Cuál es el flujo de caja de la empresa. Se debe conocer el volumen de ingresos y gastos de la organización.

Cuál es el nivel de endeudamiento. Qué tan pesada es la relación entre el pasivo a corto y largo plazo y los activos que poseemos. Un endeudamiento excesivo limitará la capacidad de crecimiento dado que parte de los ingresos estarán destinados a amortizar la deuda y pagar intereses.

2. Controlar las entradas y las salidas de fondos

Debemos tener controlado en todo momento las entradas y salidas de dinero. De poco servirá ingresar mucho si los gastos totales sobrepasan los ingresos.

3. Hay que aprender a asumir riesgos controlados

Es muy peligroso endeudarse más de lo debido, pero la situación opuesta tampoco es deseable. Una aversión excesiva al riesgo limitará la capacidad de crecimiento por no aprovechar las oportunidades de financiación.

Hay que terminar con la visión de que el endeudamiento es siempre malo: el buen empresario sabe utilizar la financiación externa para aprovechar aquellas oportunidades que permiten el crecimiento del negocio.

4. Priorizar siempre las necesidades

Todos los recursos y acciones deben estar siempre orientados a añadir valor. Esto es especialmente importante en los proyectos emprendedores: es muy común perder el foco dedicando recursos a actividades que no aportan valor.

5. Contar siempre con un colchón de seguridad

Se debería contar siempre con efectivo disponible para poder afrontar situaciones imprevistas y evitar que la empresa tenga que pasar por dificultades innecesarias.

6. ¿Cuáles son las condiciones de cobro? ¿Y de pago?

Hay que buscar cerrar la brecha de efectivo entre los días que tardamos en cobrar las cuentas contra los días en los que pagamos a nuestros proveedores. Es decir, buscar negociar a menores plazos de pago de los clientes y aumentar el plazo a los proveedores sin incurrir en la mora.

7. Buscar nuevas alternativas de financiamiento

Revise opciones de préstamos para impulsar al sector productivo, por medio de las cámaras y secretarías gubernamentales respectivas.

8. Controlar los impulsos de comprar y comprar

Piense siempre antes de gastar o invertir para evitar adquirir recursos que realmente no va a utilizar o no van a aportar valor.

9. Y, por último, aprovechar las ventajas que ofrecen las nuevas tecnologías

Los módulos de finanzas de los sistemas ERP permiten disponer de la información financiera en tiempo real mejorando la oportunidad de la toma de decisiones. Además, mejora el control en materia financiera y contable: control de costos, de vida de activos, etc.

Y recuerde que las finanzas de la empresa constituyen su base para obtener beneficios y perdurar en el tiempo. 

¿Qué acciones tomará en su negocio y en su vida, en este sentido?