.
OCIO

“Si la música se siente, no es necesario entenderla”, dice maestro violinista libanés

domingo, 20 de marzo de 2016
Foto: Colprensa
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Colprensa

Por eso jamás se ha imaginado haciendo otra cosa que no sea tocar el violín, y aunque  la crítica elogia su extraordinario talento en la música clásica, Ara lleva más de 15 años nutriéndose de la música del mundo, donde toma todo tipo de géneros, para que estos se encuentren en un mismo show.

Radicado hace década y media en España, Ara Malikian es uno de los invitados especiales a la próxima edición del Festival Iberoamericano de Teatro de Bogotá, en la que realizará cinco conciertos en el Teatro Colsubsidio Roberto Arias Pérez, del 23 al 26 de marzo.

Llegará a Colombia con un show de más de dos horas de duración y un grupo de músicos de gran talento, con los cuales puede interpretar una pieza de Vilvaldi y de inmediato hacer una versión de Radiohead, pasando por el flamenco, la música celta e, incluso, una salsa.

Desde Madrid, Ara Malikian habló con Colprensa sobre su música, su propuesta, que algunos especialistas critican, pero que el público adora, así como de su vida infantil en medio de la guerra civil libanesa.

AL FESTIVAL

 ¿Listo para su participación en el Festival Iberoamericano de Teatro de Bogotá?

Ilusionado, al poder participar en este festival tan grande e importante en el mundo de las artes escénicas. He tenido la oportunidad de visitar varias veces Colombia y tengo muchos amigos colombianos, por lo que estar en una fiesta cultural de esta magnitud con gente tan amable y cariñosa, realmente me ilusiona mucho.

¿Cómo llegó esta oportunidad?

Hace algunos años vino a España la directora y vio uno de mis espectáculos. Desde ese entonces se puso en contacto con nosotros, con la idea de invitarnos al festival, lo que ahora será una realidad en pocas semanas.

 ¿Qué espectáculo presentará en el FITB?

Es un concierto que es un viaje musical por los lugares que he visitado en los últimos 30 años. Es un recorrido por momentos, países y personas que he conocido y que de una u otra manera han nutrido mi propuesta musical. De ahí que el público se pueda encontrar con elementos de la música clásica, pero también del rock, del jazz, del flamenco que me ha influenciado en los últimos 15 años, y elementos musicales de los cuales, incluso, no soy consciente.

¿Cuántos músicos en escena?

Somos siete en escena, con cinco cuerdas y dos percusionistas, con quienes viajamos por mi faceta clásica; de ahí en adelante las posibilidades son muchas, con tonos sonoros muy étnicos.

¿Cómo ha sido el desarrollo de esta propuesta?

Todo un camino que no se ha dado de un día a otro. Es un aprendizaje constante que no termina y que siento que empezó desde mi cuna en el Líbano, que ha pasado por mis estudios en Alemania e Inglaterra, mi vida en España y mis viajes por el mundo. Todo es producto de mis viajes.

Pero luego de aprender violín con su padre y estudiar música clásica en Alemania, ¿Cómo fue su decisión de mezclar todo tipo de música?

Nunca lo pensé. Con el tiempo siento que mi vida en el Líbano y luego mi recorrido por distintos países del mundo hicieron que me interesara por la música, sin detenerme a pensar en si era clásica, moderna o popular, tan sólo sintiéndola. Si la música se siente, no es necesario entenderla. Mientras estudiaba música clásica conocí músicos de jazz, del mundo del pop y del rock, quienes fueron muy generosos conmigo.

En sus visitas a Colombia, ¿también se ha nutrido de su música?

Sé que es un país rico en música folclórica, pero los músicos colombianos que he conocido han sido de la música clásica, incluso interpretando piezas de algunos de sus compositores. Es un país que inspira mucho.

¿Ha llevado su trabajo al Líbano?

Hemos podido llevar nuestra música y desarrollar varios proyectos, para que otros tengan las oportunidades que, por suerte, yo tuve.

EN LA GUERRA

¿Cómo fue su encuentro con el violín?

No lo tengo claro. Desde que tengo memoria he tenido el violín en mi mano. Mi padre era violinista y él me contó que antes de los cinco años me regaló mi primer violín; desde esa época no lo suelto. Nunca me he cuestionado eso, tampoco me detengo a pensar en qué haría si no fuera violinista, sólo me concentro en que me divierta, me genere cosas y me abra nuevas oportunidades de aprender. Si no fuera así, hace años hubiera dejado de ser violinista.

Vivió en el Líbano en medio de una guerra civil…

Solo con el tiempo, cuando viví en otras partes del mundo, me di cuenta de que vivía en medio de una guerra. Nací en un país en guerra y no sabía que existían otras partes del mundo donde la gente vivía en paz. Eran casi naturales los viajes a los refugios antibombas, sentir las explosiones y que la gente muriera. Creo que eso hizo que no fuera traumático para mí, porque vivía en una ciudad donde la prioridad era sobrevivir.

¿Y su trabajo con los niños?

Ha sido maravilloso, porque buscamos que los niños se den cuenta de que la música clásica es tan divertida como interesante. Así los niños se divierten y aprenden mientras sus padres se divierten como niños.

Hemos empezado a ver cómo cada día asisten más niños interesados en la música y eso ha sido maravilloso.

Conozca los beneficios exclusivos para
nuestros suscriptores

ACCEDA YA SUSCRÍBASE YA

MÁS DE OCIO

Deportes 22/05/2024 Inter de Milán es tomado por Oaktree luego de que el propietario incumpliera deuda

Suning había estado en conversaciones con Pacific Investment Management para refinanciar su deuda en las últimas semanas,

Espectáculo 21/05/2024 Se anuncian grabaciones de la sexta temporada del programa 'Shark Tank Colombia'

El formato ha sido distribuido por Sony Pictures y adaptado a 50 países, entre los cuales están Reino Unido, Alemania, EE.UU., entre otros

Moda 22/05/2024 "BFW tuvo un impacto económico de más de $61.000 millones para Bogotá en 2023"

Este evento de la CCB se llevará a cabo desde hoy hasta el 24 de mayo en Ágora; participarán 110 marcas colombianas y se exhibirán las últimas colecciones del sector