RIPE:
EL ECONOMISTA

El ministro ruso Alexandre Novak indicó que la disminución de la producción de petróleo había sido respetada en un 95% en julio por la OPEP+

El Economista - Ciudad de México

Los ministros de Rusia y Arabia Saudita insistieron el miércoles durante la reunión de la OPEP+ en la necesidad de que se respete de manera estricta la disminución de la producción de crudo para equilibrar un mercado petrolero en plena crisis.

Ambos dirigentes también se felicitaron por las señales "esperanzadoras" de la recuperación de la demanda de crudo, que se hundió con la pandemia del nuevo coronavirus, durante el inicio de una reunión que ahora se celebra mensualmente por videoconferencia.

El ministro ruso Alexandre Novak indicó que la disminución de la producción de petróleo había sido respetada en un 95% en julio por la OPEP+, compuesta por la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) más otros diez países productores aliados.

"Pero no podemos detenernos ahora, debemos asegurarnos el respeto absoluto del acuerdo de la OPEP+", afirmó Novak durante un discurso retransmitido en la página web de esta organización internacional.

El ministro ruso también reconoció la "fragilidad" del mercado petrolero y "la incertidumbre" que persiste en este sector.

"Durante los tres últimos meses, los fundamentos del mercado petrolero mejoraron de manera considerable a nivel mundial", se felicitó, por su lado, el ministro de Energía saudita, Abdel Aziz bin Salmán, hermanastro del príncipe heredero Mohamed bin Salmán.

"Vemos señales esperanzadoras de la recuperación de la demanda de energía, mientras que las economías continúan abriéndose en numerosas zonas del planeta", añadió el dirigente saudita.

El objetivo de esta reunión por videoconferencia era supervisar las reducciones de la producción de barriles de petróleo que acordaron los países de la OPEP+ para responder a la caída de la demanda provocada por la crisis de Covid-19.