El fármaco ha estado disponible desde mayo bajo autorización de la FDA para su uso de emergencia

Reuters

La Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos aprobó el jueves el antiviral remdesivir de Gilead Sciences Inc. para el tratamiento de pacientes hospitalizados con COVID-19, lo que lo convierte en el primer y único fármaco autorizado para la enfermedad en Estados Unidos.

Remdesivir, administrado por vía intravenosa, fue uno de los medicamentos utilizados para tratar al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, durante su confinamiento por COVID-19.

El fármaco ha estado disponible desde mayo bajo autorización de la FDA para su uso de emergencia, luego de que un estudio dirigido por los Institutos Nacionales de Salud mostró que reducía en cinco días las estadías hospitalarias.

Pero la Organización Mundial de la Salud (OMS) dijo la semana pasada que su ensayo global sobre terapias para el COVID-19 encontró que el remdesivir no tiene un efecto sustancial en la duración de la estadía hospitalaria de los pacientes o en las posibilidades de supervivencia. El estudio no ha sido revisado por expertos externos.

Gilead ha cuestionado el posible sesgo del estudio de la OMS, que no fue "ciego", lo que significa que los participantes y sus médicos sabían qué tratamientos se estaban utilizando.

Remdesivir, que se venderá bajo la marca Veklury, cuesta 3.120 dólares para un tratamiento de cinco días, o 2.340 dólares para compradores gubernamentales. Las acciones de Gilead subieron un 4,3% en las operaciones posteriores al cierre de Wall Street a 63,30 dólares.

Gilead dijo que actualmente está satisfaciendo la demanda en tiempo real del fármaco en Estados Unidos y anticipa que podrá cumplir con los pedidos globales a fines de octubre.

La compañía destacó que su medicamento está aprobado por reguladores o cuenta con autorizaciones en otros 50 países.