La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Reuters

La Casa Blanca rechazó una propuesta alternativa del líder de la Cámara de Representantes, el republicano John Boehner, la cual proponía que simplemente se extenderían las tasas bajas de impuestos para aquellos con ingresos menores a US$1 millón al año, al decir que no cumple con el pedido del presidente Barack Obama de un enfoque equilibrado y no hace mucho acerca de la carga de impuestos sobre los estadounidenses más ricos.

El gobierno intervino después de que un asesor de Boehner, el máximo representante republicano en el Congreso, dijo que el líder de la Cámara baja comenzaría a trabajar en un “Plan B” para la legislación, que simplemente extendería las rebajas en las tasas para los ingresos menores a US$1 millón al año.

Según el plan dictado por Boehner, las negociaciones sobre un acuerdo más amplio por impuestos y gastos continuarían el próximo año.

Pero el presidente Obama no fue el único en ponerse en contra del plan “B” propuesto por Boehner. El líder demócrata del Senado, Harry Reid también tuvo palabras de rechazo y descartó su aprobación. “No puede ser aprobado en ambas cámaras del Congreso”.

Además, Reid sostuvo que Boehner debería enfocarse en alcanzar un acuerdo más amplio de reducción de déficit con el presidente. “Ahora es el momento de mostrar liderazgo, no de patear el problema hacia adelante”, señaló.

Aún así, en los últimos días se han generado grandes esperanzas sobre la posibilidad de que finalmente se llegue al tan esperado pacto, gracias en parte a una supuesta relajación en las posturas republicanas.

Sin ir más lejos, Boehner, dijo ayer que la última propuesta del presidente Barack Obama para evitar el abismo fiscal aun no es satisfactoria, pero destacó que espera que se pueda alcanzar un acuerdo con la Casa Blanca en los próximos días.

Menos déficit en cuenta corriente
A pesar de la falta de acuerdo, no todo son malas noticias para el país ya que reportó el menor déficit en cuenta corriente en casi dos años, ante una contracción de la brecha en bienes y servicios.

El Departamento de Comercio dijo que el déficit en cuenta corriente, que mide el flujo de bienes, servicios e inversiones dentro y fuera del país, bajó a US$107.500 millones en el tercer trimestre, mínimo desde 2010, contra unos US$118.100 millones en el segundo trimestre.

Mayor confianza en la construcción para Estados Unidos
ALa confianza de los constructores de casas en Estados Unidos subió en diciembre a su máximo nivel en más de 6 años y medio, lo que reforzó la visión de que el mercado inmobiliario se dirige a una mejoría y que ayudará a la economía del país.

El índice del mercado inmobiliario de NAHB/Wells Fargo subió a 47 puntos desde una cifra revisada de 45 enteros en noviembre.

Por otra parte, los economistas que fueron consultados por Reuters estimaban una lectura de 47 puntos para el índice. La cifra de noviembre fue informada originalmente en 46.