Los futuros del Brent subían US$1,37, o 3,52%, a US$40,34 por barril, mientras que los futuros del WTI ganaban US$1,42 a US$38,23 por barril

Reuters

Los precios del petróleo extendían su remontada el martes de cara a las elecciones en Estados Unidos y en medio de una recuperación de los mercados financieros, pero las preocupaciones sobre el aumento de casos de coronavirus en el mundo limitaban los avances.

A las 10:05 GMT, los futuros del Brent subían US$1,37, o 3,52%, a US$40,34 por barril, mientras que los futuros del West Texas Intermediate (WTI) de Estados Unidos ganaban US$1,42, o 3,86%, a US$38,23 por barril. Ambos referenciales ganaron casi 3% el lunes.

"El salto tiene todas las características de una cobertura corta masiva lógica e incluso inevitable antes de las elecciones presidenciales de Estados Unidos", dijo Tamas Varga, de la corredora petrolera PVM.

"Sería tentador concluir que está en curso una recuperación luego de la caída de la semana pasada, pero simplemente no es un escenario plausible", agregó.

Italia es el último país de Europa que endurece las restricciones para frenar al covid-19, que incluyen una limitación de los viajes entre las regiones más afectadas y la imposición de un toque de queda nocturno, lo que limitará la demanda de combustible.

Los precios de referencia, que cayeron con fuerza durante la semana pasada, tuvieron un breve respiro el lunes, después de que el ministro de Petróleo de Rusia mantuvo conversaciones con petroleras nacionales sobre una posible extensión de las restricciones a la producción de petróleo en el primer trimestre de 2021.

La Organización de Países Exportadores de Petróleo y los productores aliados externos al cartel del grupo OPEP+, que incluye a Rusia, recortaron la producción de petróleo a partir desde mayo para apuntalar los precios, aunque a partir de agosto permitieron un mayor bombeo al reducir los recortes a 7,7 millones de barriles por día (bpd).

OPEP+ tiene previsto volver a reducir los recortes en 2 millones de bpd en enero.

"La esperanza ahora es que una extensión de los recortes en los niveles actuales sea el puente necesario sobre la segunda ola de covid-19 hasta que se lancen las vacunas (durante la primera mitad de 2021)", dijo Commerzbank.

El aumento de la producción de Libia, que va rumbo a alcanzar 1 millón de bpd en las próximas semanas desde apenas 100.000 bpd a principios de septiembre, también será una preocupación para OPEP+, que tendrá su próxima reunión plenaria del 30 de noviembre al 1 de diciembre.