Axa realizó una encuesta para evaluar el cambio en la percepción del riesgo, ahora la seguridad cibernética y la salud son prioridad

Laura Sofía Solórzano C - lsolorzano@larepublica.com.co

Puede que hace unos meses nadie hubiese imaginado que la vida cotidiana iba a cambiar completamente; que todos deberían aislarse, usar tapabocas y huir de una pandemia, lo que claramente, cambió la percepción de las personas.

Según evidencia la más reciente encuesta de Axa, el covid-19 no solo modificó el comportamiento, sino también la percepción del riesgo, con lo que ahora, preocupa más una pandemia o un ataque cibernético, que el cambio climático o los conflictos sociales de cada país.

Para emitir los resultados Axa entrevistó a más de 20.000 personas de 54 países con ayuda de 2.700 expertos en riesgo. Este año, la pandemia se convirtió el mayor riesgo y pasó de 23% en 2019 a 56% en 2020; en segundo lugar se ubicó el cambio climático con 54% y luego la ciberseguridad con 22%.

“Estos resultados son esperados porque obedecen al actual orden del día. Las circunstancias actuales ponen de manifiesto los virus y las pandemias como un riesgo inminente que para la mayoría de la población no era concebible hace un año”, comenta Johan Caldas, docente de la Facultad de Derecho y Ciencias Políticas de la Universidad de La Sabana.

El informe de Axa, también le preguntó a los encuestados cuál consideraban que era la amenaza más importante para la seguridad, a lo que 47% respondió que lo eran las guerras o ataques cibernéticos; 21% los ataques terroristas; 16% el uso maléfico de las tecnologías y 2% otras amenazas.

“Es importante apuntar a que la globalización a hecho mucho más fácil a grupos en todo el planeta realizar ataques contra algún blanco en cualquier otro país; para realizar un ataque terrorista hay que estar en el país, pero para realizar un ataque cibernético no y h ay cada vez más actores con una alta capacidad de realizar estos ataques”, comenta el director de Colombia Risk Analysis, Sergio Guzmán, quien también explica que el mayor número de estos eventos puede verse en la percepción del riesgo.

Por otro lado, Axa preguntó qué tan inseguros se sentían respecto a diferentes amenazas; tanto en riesgos asociados con la salud, como con los computadores, las personas dijeron percibir un riesgo de 6,1 sobre 10.

Con la coyuntura, la digitalización de algunos sectores se apresuró y la vida se tornó más digital, con lo que no sorprende que ahora las persona se preocupen más por los riegos en escenarios tecnológicos, casi igualándolos con la salud.

“Ahora, más que nunca, la privacidad, la seguridad y la verdad de la información resultan ser problemas verdaderamente significativos”, añadió Caldas.

La tercer amenaza que se detectó fue el cambio climático, al que la pandemia dejó en un segundo plano, al menos, en lo que refiere a percepción. Mientras que en 2019, 67% de las personas lo consideraban el principal riesgo, en 2020 la cifra bajó a 54% y afirmaron sentirse afectados 5,9 sobre 10.

Otro de los riesgos destacados fueron la inestabilidad geopolítica con 38% la cifra disminuyó respecto a 2019 en la que obtuvo 42%; en quinto lugar se ubicó el descontento social y las problemáticas locales, que aumentó desde 28% de 2019 y quedó en 33% para 2020.

LOS CONTRASTES

  • Sergio GuzmánDirector Colombia Risk Analysis

    “Hay cada vez más actores con alta capacidad de realizar estos ataques cibernéticos. Creo que eso obedece al incremento en la percepción de riesgo”.

  • Johan CaldasDocente Facultad Derecho y Ciencias Políticas Unisabana

    “Nuestro actual estilo de vida supone una alta dependencia de los ecosistemas digitales, con lo cual surgen nuevos riesgos y temores en la sociedad”.

Además, 30% de las personas señaló una amenaza en los nuevos riesgos para la seguridad; 24% en los riesgos macroeconómicos; 22% en lo que corresponde a recursos naturales y riesgos de biodiversidad; 21% riesgos financieros y 20% en la polución.

Axa también encontró que las personas cada vez esperan más coordinación internacional para la toma de decisiones, por ejemplo, cuando se preguntó en qué nivel se deberían tomar las decisiones para contrarrestar los riesgo emergentes, 50% de la muestra afirmó que debía hacerse a nivel mundial y 11% a nivel continental.

De manera más local, 30% señaló que se deberían tomar decisiones nacionales y solo 9% preferiría que se tomaran a nivel de las ciudades. Con lo que Axa comenta que es importante trabajar en conjunto para afrontar los retos, por ejemplo, en lo que refiere al sector público y el privado.

Así es como la llegada del covid-19 cambió la forma en que las personas se siente amenazadas, y puso la salud y la tecnología en las principales preocupaciones de la sociedad.

Las regiones que consideran más preparadas para afrontar los riesgos
Dentro de los puntos que evaluó Axa en su encuesta, estaba la percepción de los ciudadanos sobre la capacidad de sus países para responder a las crisis venideras. Asia Pacífico fue el que mejor puntaje tuvo, con 45%, casi triplicando lo obtenido en 2019. Europa obtuvo 34% versus 27% en 2019; en tercer lugar se ubicó África con 22%, para 2019 la cifra fue de 18%. Los encuestados consideran que la región menos preparada es América, que para 2019 tuvo el porcentaje más alto con 31%, este año fue de 16%.

MÁS DE GLOBOECONOMÍA

WSJ 02/12/2020 Cómo la búsqueda de una pareja para curar el cáncer llevó a la primera vacuna contra el covid-19 en Occidente

La vacuna es una de las que se ha desarrollado más rápido hasta ahora, pero también tardó 30 años en prepararse, comenzando con dos científicos nacidos en Turquía en una pequeña ciudad alemana

Chile 04/12/2020 Las AFP de Chile se preparan para recibir las primeras solicitudes de retiros a partir del próximo lunes

Antes que comience el proceso, las gestoras previsionales lanzarían una campaña comunicacional este fin de semana, para informar a los afiliados de sus montos

Hacienda 04/12/2020 “Hay que hacer una reforma tributaria de manera que no dañe el incentivo a la inversión”

Los países empiezan a trazar su planes de recuperación para 2021. Alberto Ramos, de Goldman Sachs, habló de reforma tributaria y otros puntos a evaluar en el proceso

MÁS GLOBOECONOMÍA