.
GLOBOECONOMÍA Los hoteles españoles de Thomas Cook buscan alternativas de futuro ante el panorama desolador
miércoles, 25 de septiembre de 2019

La gran mayoría de los 55 hoteles en España son propiedad de terceros. Sus dueños esperan mantener la operativa hasta encontrar nuevos gestores.

Diarios Ripe

Aunque Thomas Cook enviaba a sus clientes a más de tres mil hoteles, principalmente en el Mediterráneo, solo 200 eran gestionados de forma directa por la compañía británica. De ellos, 55 están ubicados en España, en las comunidades de Baleares, Canarias y Andalucía.

La cadena Sentido, una de las marcas de Thomas Cook, era la que más presencia tenía en esos destinos, pero la compañía también contaba con establecimientos bajo sus enseñas Sunwing, Casa Cook, Smartline, Sunconnect y Aldiana.

En casi todos los casos, los hoteles son propiedad de otros inversores, que habían cedido la gestión a Thomas Cook. Ante el colapso de esta firma, los hoteles esperan seguir funcionando, aunque deben buscar rápidamente otras fuentes de turistas distintas al touroperador quebrado.

España trabaja para evitar el cierre de filiales de Thomas Cook

Una opción que se está analizando en los países nórdicos es tratar de independizar las filiales de Thomas Cook en esos países, que no han ido de momento a suspensión de pagos para que sigan operando, quizá bajo otra marca. En España, donde la firma emplea a 2.500 personas, podría intentarse alguna fórmula similar, aunque haría falta financiación bancaria o la aparición de un inversor privado.

Al margen de los hoteles franquiciados, Thomas Cook había intentado en los últimos años reforzar sus inversiones directas en propiedades, con el fin de depender menos del negocio de organización de viajes y contar también con patrimonio inmobiliario. Para ello, creó una sociedad conjunta con el fondo suizo LMEY, cuyo objetivo era ir adquiriendo o desarrollando hoteles en varios destinos turísticos.

Este mismo verano, esta alianza inauguró el nuevo Casa Cook Ibiza, por ejemplo. Además, Thomas Cook tiene el 42% de Aldiana, un grupo alemán cuyo otro accionista también es LMEY, y que también cuenta con hoteles en el mercado español. Según fuentes del sector turístico, lo más probable tras la quiebra del grupo británico es que LMEY tenga la opción de adquirir su 50% en la sociedad hotelera conjunta, y también sobre el 42% de Aldiana. Si no quiere ejercerlo, podría buscar otros inversores o grupos turísticos dispuestos a hacerlo.

Thomas Cook también tiene el 40% de Activos Turísticos, una agencia receptiva de clientes con sede en Mallorca, y que tiene a Iberostar como principal accionista.

Ayer, Iberostar emitió un comunicado en el que "lamenta enormemente la quiebra de Thomas Cook, empresa que ha jugado un papel importante en nuestra estrategia y crecimiento durante los últimos 50 años". En 2012 la compañía de la familia Fluxá compró varios hoteles en España a Thomas Cook.

"Hemos puesto en marcha un plan de acción para garantizar las vacaciones de los clientes de Thomas Cook alojados en nuestros hoteles y su repatriación de forma ordenada y responsable. Estamos trabajando, además, junto al conjunto de empresas, organismos e instituciones, para velar por el mantenimiento de la conectividad aérea con los diferentes mercados emisores", afirma la nota emitida por el grupo de la familia Fluxá.

MÁS DE GLOBOECONOMÍA

Judicial 10/06/2021 Fiscal de Perú pide prisión preventiva para Keiko Fujimori y nulidad de comparecencia

De acuerdo al fiscal, la candidata habría incumplido las reglas impuestas por una sala superior durante la investigación en su contra

Transporte 11/06/2021 Países del G7 le apuntan a la implementación de automóviles eléctricos en esta década

Líderes del grupo estarían divididos frente a la iniciativa que busca que los autos eléctricos desplacen por completo a los de gasolina

Chile 10/06/2021 Santiago, la capital de Chile, se mueve hacia el cierre total con hospitales colapsados

La Región Metropolitana de Santiago entrará en bloqueo total a partir del 12 de junio a las 5:00 am hora local, según Ministerio de Salud

MÁS GLOBOECONOMÍA