La compañía dijo que planea solicitar la aprobación de las autoridades sanitarias estadounidenses para su validación

Reuters

Abbott Laboratories Inc dijo el miércoles que ha lanzado un análisis de sangre que puede mostrar si una persona ha estado infectada por coronavirus y tiene previsto aumentar la fabricación para producir 20 millones de pruebas al mes para junio.

La prueba ayuda a identificar los anticuerpos que combaten la enfermedad en personas que han sido infectadas en el pasado pero que pueden haber tenido síntomas leves o ninguno, lo que la diferencia de las pruebas de diagnóstico actuales, que confirman si hay una infección activa mediante una muestra de las fosas nasales tomada con un hisopo.

Las pruebas de anticuerpos pueden resultar determinantes en la batalla para contener las infecciones al ofrecer la oportunidad de identificar a las personas que pueden tener inmunidad al virus y que por lo tanto pueden volver a sus trabajos, lo que sería en enorme alivio para la economía.

La compañía dijo que planea solicitar la aprobación de las autoridades sanitarias estadounidenses para su validación a través del uso de la vía de emergencia.

El mes pasado, las autoridades de Estados Unidos relajaron las reglas sobre el uso de pruebas de diagnóstico permitiendo que las pruebas de fluidos corporales procedan al mercado sin una revisión completa de su agencia sanitaria.

La prueba de Abbott identifica el anticuerpo IgG, una proteína que el cuerpo produce en las últimas etapas de la infección y que puede permanecer hasta meses y posiblemente años después de que la persona se haya recuperado.

La compañía espera enviar cerca de un millón de pruebas esta semana a clientes de Estados Unidos, y enviará un total de cuatro millones de pruebas durante abril.