Según las nuevas reglas, cualquier persona que no presente la evidencia de una prueba negativa será castigada con una multa de US$678

Bloomberg

Todos los pasajeros que lleguen al Reino Unido deberán demostrar que no tienen coronavirus, mostrando un resultado de prueba negativo tomado dentro de las 72 horas posteriores al inicio de su viaje.

Según las nuevas reglas anunciadas por el gobierno británico, cualquier persona que no presente la evidencia de una prueba negativa será castigada con una multa inmediata de 500 libras (US$678). Los viajeros que lleguen de países que no están en la lista de corredores de viaje abiertos del gobierno deberán aislarse en casa durante 10 días, independientemente de los resultados de sus pruebas.

Las medidas, establecidas por el secretario de Transporte, Grant Shapps, entrarán en vigor la próxima semana para cualquier persona que llegue a un puerto británico en avión, barco o tren. El plan tiene como objetivo prevenir la propagación de nuevas cepas de covid-19 en el Reino Unido, como las observadas en Dinamarca y Sudáfrica, dijo el gobierno.

"Ya tenemos medidas importantes para prevenir casos importados de covid-19, pero con el desarrollo internacional de nuevas cepas del virus, debemos tomar más precauciones", dijo Shapps en un comunicado enviado por correo electrónico. "Las pruebas previas a la salida proporcionarán una línea de defensa adicional, ayudándonos a controlar el virus a medida que lanzamos la vacuna al ritmo de las próximas semanas".

Los ministros fueron criticados por demorarse demasiado en imponer restricciones fronterizas durante la primera ola de la pandemia la primavera pasada. Esta semana, las autoridades británicas pusieron al país en su tercer bloqueo nacional a medida que aumentaban las tasas de infección. El número de muertos por coronavirus ahora asciende a más de 78.000.